Hojas de Oro

Una Llamada A Regresar A Las Enseñanzas Bíblicas

"...que contendáis por la fe..."

Año XXXV No. 2    Febrero    2005                                    

 

Índice:

...Manual De Controversia, I

...Cómo Estudiar La Biblia, IV

...Cómo Estudiar La Biblia V

...Bosquejos Maestros de la Biblia, IV

...Bosquejos Maestros de la Biblia, V

...Respuestas a Sus Preguntas

...Testigos de Jehová

...Los Mormones

...Creciendo en la Gracia, I

...Creciendo en la Gracia, II

...Creciendo en la Gracia, III

...Creciendo en la Gracia, IV

...Carta: La Obra del Espíritu Santo

...Carta: ¿Qué Versión?

...Ateísmo

...Cuidado

...¿Qué es la Verdad?

...El Don de Sanidad

 

Manual De Controversia, I

(Tomado de "El Mensajero De Esperanza", Box 5187, Corpus Christi, Texas 778465 EE.UU.)

I. La Misa: (del latín MISSA) Sacrificio incruento (no sangriento) fue enseñada como doctrina por Roma (La Iglesia Católica Romana) en el año 394, y como sacrificio incruento e insanguíneo en el año 1100, algo para ser repetido docenas de veces día tras día.  Pero las Escrituras nos enseñan que hay un solo sacrificio y cruento con la sangre derramada por Jesucristo en la cruz, y que en la Cena, la Mesa del Señor, el pan y el jugo de uvas son símbolos que nos recuerdan el sacrificio de Jesús el Cristo. Mateo 26:26-29; 1 Corintios 11:23-26.

II. Justificación (declarado correcto con Dios) por la fe sin las obras.  La Iglesia Católica Romana enseña que para ser "justificado" con Dios hay que hacer muchas obras.  Pero ¿Qué dicen las Escrituras?  Romanos 1:17; 3:28; 4:1-6; Efesios 2:8, 9.

III. La doctrina de regeneración por el bautismo, que es la práctica de la Iglesia Romana,  y de otras denominaciones, se desmiente por la cantidad de criminales que fueran "bautizados" como infantes y ahora están en la cárcel, personas degeneradas.  Las Escrituras desmienten tal doctrina: 

1. El único bautismo que es bíblico es el que se hace por inmersión ya que el griego BAPTIZO significa "sumergir", véase Marcos 1:10; Juan 3:23;  Hechos 8:38.

2. Un acto de inmersión no salva el alma del infierno ya que es el símbolo externo de la obra interna que ya ha ocurrido en el que ha confiado en Jesucristo como su Salvador.

IV. La "Piedra Fundamental" del cristianismo es Jesucristo, no Pedro.  La "Iglesia Católica" enseña que Jesucristo instituyó a Pedro como el fundamento de la "iglesia" usando mal Mateo 16:18 donde la palabra griega PETROS (piedra pequeña) habla de Pedro y el griego PETRA (roca sólida) habla de Jesucristo.

V. La Iglesia Romana tiene una lista de mediadores, abogados e intercesores.  Pero las Escrituras dicen que la obra de intercesión es por Jesucristo y el sofisma de otros "mediadores" es una ofensa a Dios, Juan 14:6; Hechos 4:12, etc.

VI. El sacerdocio. Antes de la cruz, Dios usó a seres humanos como "sacerdotes" (hombre dedicados y consagrados para ofrecer sacrificios) pero una vez que Jesucristo gritó "consumado es" y el velo del templo de los judíos se rasgó, esto terminó aquel oficio.  Como ya no queda más ofrenda por pecado, Jesucristo es el único Sacerdote por la ofrenda perpetua, Hebreos 10:10.

VII. La "iglesia" de Roma justifica el uso de imágenes pero las Escrituras las prohíben, 1 Juan 5:21.

VIII. La mala práctica de la adoración a María, la madre de Jesucristo.  La "iglesia" hace tres diferencias de adoración:

1. Latría, la que pertenece a Dios.

2. Hiperdulía, la que pertenece a una virgen.

2. Dulía, la que pertenece a los "santos".

      La Biblia prohíbe la adoración aun el grado de dulía para María, o cualquiera otra persona.  Toda adoración debe hacerse para Dios, Mateo 4:10.

IX. El celibato (soltería).  Las Escrituras hablan del matrimonio como algo sagrado.  No hay prohibición para que un pastor sea casado, Tito 1:6.

X. Confesión auricular, una doctrina inventada solamente ya hace uno 800 años.  Si un creyente quiere confesar sus pecados, hay que pasar directamente al que tiene autoridad para perdonarlos, 1 Juan 1:9.

XI. Purgatorio... aquella doctrina comenzó unos 600 años después de la muerte y la resurrección de Cristo pero no hay mención en las Escrituras de que hay un lugar "intermedio" para la purificación del alma.  Al morir el alma va directamente, si tal persona fue salva, al Tercer Cielo para esperar el regreso a la tierra CON Jesucristo antes del comienzo de los siete años de la Gran Tribulación.  Si tal persona no es salva, su alma va al "mundo invisible" en la profundidad de la tierra en el lugar de tormento esperando la segunda resurrección para recibir su justo juicio en el Lago de Fuego.

XII. La tradición.  En el año 1546 la "iglesia" declaró que la "tradición inspirada" tiene el mismo nivel de las Escrituras (eso es una blasfemia).

XIII. Culto a ángeles y "santos".  Está prohibido según Hechos 10:25, 26.

XIV. La lectura de las Escrituras.  Por años la "iglesia" prohibió la lectura de la Santa Biblia, diciendo que es "peligrosa" para los indoctos.  Dios nos ha dado Su Palabra para leer y aprender la verdad.  Nadie tiene el derecho de prohibir la lectura de ella.  

XV. Tomar el vino.  La "iglesia" denegó a sus súbditos tomar el vino en la Cena, dándoles solamente el pan, reservando el vino para el sacerdote.  Las Escrituras dicen diferente: Mateo 26:26-28, etc.

XVI. La Cabeza de la "iglesia".  Dice que el papa es "la cabeza visible.  Tal afirmación es contraria a la lógica y a las Escrituras, pues un cuerpo no puede tener dos cabezas, véase Colosenses 1:18.

XVII.  La oración por los muertos...fue un invento dogmático hecho por Roma en el Sigo IV.  La Biblia enseña lo contrario...no hay medio de contacto con los difuntos, está prohibido.

XVIII. El papado.  Dice que Pedro fue el primer papa.  La Biblia desmiente tal pretensión.

XIX.  Infalibilidad del papa.  En el año 1870 el concilio del Vaticano declaró que el papa es infalible....cosa imposible según las Escrituras.   (Continuará)

 

Como Estudiar La Biblia, IV

(Tomado del libro "Esquema Didáctico" por Wm. Evans, publicado por Libros CLIE)

TEMA: El Antiguo Testamento Como Conjunto.

INTRO: A fin de tener delante una idea general del contenido de todo el A.T., el lector puede mirar la gráfica.  Debe prestar especial atención a los tipos de letra mayores, que indican los cuatro temas fundamentales del bosquejo de la revelación del A.T.

I. Los principios fundamentales generales de la religión revelada (I) ponen delante de nosotros la historia del pueblo escogido desde la llamada (en Abraham) hasta que se hallan en las orillas del Jordán a punto de entrar y tomar posesión de la tierra de promesa. 

1. El desarrollo histórico externo de la nación (II) describe las experiencias de Israel a lo largo de los períodos de su historia bajo la guía de Dios, de los jueces y, luego, de la monarquía, indivisa y dividida, junto con una historia de la cautividad de la nación.

2. La historia espiritual interior (III) es de especial importancia, porque pone delante de nosotros los estándares espirituales por medio de los cuales el pueblo de Dios era controlado en aquellos días de antaño.

3. Los propósitos últimos de Dios para Israel (V) nos revelan la esperanza nacional que, a pesar de su incredulidad, idolatría y apostasía del pueblo en general, siempre ardía y brillaba en los corazones del remanente fiel.

II. El estudiante debería procurar dominar el contenido del A.T. añadiendo a sus divisiones generales (ej. I, II, III, IV) las subdivisiones principales que hay debajo.

1. Por ejemplo (I) representa los principios fundamentales generales de las religiones reveladas.  Ahora bien, debajo de este pensamiento general están los hechos principales que describen el contenido de (I), que serían la creación, Génesis 1 y 2, la caída del hombre, con sus resultados desastrosos, Génesis 3-6, el diluvio, Génesis 7-9, la llamada de Abram, y en él, de Israel, (Génesis 12); junto con la historia de los patriarcas: Abraham, Isaac, Jacob y José, (Génesis 12-50)

III. Si se desea obtener una vista panorámica de la división general (II), el desarrollo histórico externo de Israel como nación, se puede hacer asegurándose la posesión del conocimiento de los hechos principales que se hallen bajo este título, tales como la conquista y posesión de la tierra prometida (Libro de Josué), el gobierno de los jueces, que es, evidentemente, una forma de gobierno teocrático (Libro de Jueces), el descontento creciente por la teocracia y el deseo de un gobierno monárquico con el de las naciones que rodeaban a Palestina (Libro de 1 Samuel); la concesión de la monarquía junto con una descripción de las espantosas consecuencias que siguieron, según se ilustra la triste historia de los malvados reyes y de la idolatría, la apostasía moral, la ruina, y la cautividad de la nación a Asiría y Babilonia, descrita de modo tan gráfico en los once Libros de Samuel, los Reyes, y las Crónicas, junto con los otros Libros históricos que describen estas condiciones (como Esdras, Nehemías, etc  (Sigue)

Como Estudiar La Biblia, V

TEMA: Idea General del Antiguo Testamento

      Es útil tener el contenido del A.T. en la mente a fin de poder tener una idea del orden, disposición y estructura de sus Libros, de modo que sus divisiones se presenten claras.  La gráfica acompañante permitirá al lector tener un dominio visual del contenido del A.T.

      El hecho de que sólo haya dos cifras 5 y 12, en esta ordenación de los Libros del A.T., mostrará que es fácil memorizar su forma estructural.

      El estudio del contenido general del A.T. se verá que es un placer y deleite y que es de gran beneficio esta gráfica en conexión con la del "Contenido General Del A.T." y la que vendrá en el mes de marzo "El A.T. Como el Libro de Dios”.

      Cuando pensamos en el A.T. es bueno verlo como distribuido en cuatro divisiones como las delimitadas aquí (véase el gráfico), y poner en relación con cada división los hechos principales que ocurren en las gráficas acompañantes referidas en el párrafo precedente.  (Estos estudios continuarán)

 

Bosquejos Maestros de La Biblia, IV

TEMA: Los Nombres de Dios

INTRO: La palabra "Yahvé" (hebreo YHWA) es traducida en unas versiones como "Jehová", una palabra inventada y no usada hasta el año 1520 cuando Galantinas, un traductor, la inventó usando una combinación de las letras de YHWA y los vocales de ADONAI (que significa "señor").  El Nombre Yahvé comunica el hecho que "Él es el Ser Eterno, Personal, existente en Sí Mismo".  Además las Escrituras nos revelan que Yahvé tiene los atributos de Santidad, Bondad, Justicia, Amor, Misericordia, y que Él es Omnipotente, tiene Omnisciencia y es Omnipresente.

      El texto de Éxodo 6:2, 3 se puede leer "Yo Soy Yahvé.  Y aparecí a Abraham, a Isaac y a Jacob como Elohim Omnipotente, más en Mi Nombre Yahvé, no Me di a conocer a ellos".

      Los nombres combinados de Yahvé revelan Su Persona y muestran:

(1) Como Elohim (Dios... objeto de adoración) apareció para ayudar a Su pueblo en el A.T. en tiempo de necesidad.

(2) Que Él es el Autor de los "pactos" hechos con la nación de Israel y que hasta hoy, nosotros, los creyentes, recibimos beneficios.

(3) Sus rasgos característicos son revelados en Jesucristo como el Yahvé eterno, quien salvaría a Su pueblo de sus pecados y hacer un nuevo "pacto" con él, 1 Corintios 11:25.

      Ahora, los Nombres de Dios:

I. Yahvé-Jireh, Génesis 22:14 y es traducido "Yahvé proveerá".  Dios había prometido a Abraham que había de llegar a ser una nación grande y le mandó salir de su país, Génesis 12:1, 2.  Cuando Abraham llegó a tener 75 años de vida, obedeció a Dios.

1. Unos veinticuatro años después, Yahvé prometió a Abraham un hijo que sería el heredero del pacto, Génesis 17:19.

2. Cuando Isaac llegó a ser joven Yahvé probó a Abraham, Génesis 22:1-14.  Note bien:

(1) Que Abraham confió y obedeció lo que Yahvé le dijo, véase Hebreos 11:19.

(2) Que Yahvé no falló su promesa a Abraham y le proveyó un sacrificio.

(3) Qué Isaac, un tipo, símbolo de Jesucristo, sometido a su padre, subió al monte por su propia voluntad.

(4) Que Jesucristo es nuestro Cordero de Dios, Juan 1:29, 36; 8:56; 1 Pedro 1:18, 19.

3. Aquel evento nos enseña que podemos confiar en Yahvé en cualquier situación para proveer la necesidad en cada prueba en nuestra vida.  Verdaderamente Elohim es el Yahvé Jireh  "el Dios que provee".

II. Yahvé Ropheka, Éxodo 15:26 "...yo soy Yahvé tu Sanador...."

1. Después de muchos años en Egipto, Dios libró a los hijos de Israel y los llevó a seguridad cruzando el Mar Rojo y destruyendo a sus enemigos, Éxodo 14:1-31.

2. Luego aquella gente tan numerosa entró en el desierto pero no encontró agua, comenzó a quejarse, pero al fin encontró agua, pero no pudo beberla, Éxodo 15:22, 23.

3. Los líderes comenzaron a hablar fuerte con Moisés y Yahvé le mostró un "árbol" para tirar en aquella agua que lo sanó, Éxodo 15:25.  En ese lugar Dios reveló que Su Nombre era "Yahvé Ropheka"... Yahvé tu Sanador.

II. Hay unas lecciones:

1. De veras Yahvé es el Gran Sanador y puede sanar el cuerpo, el alma y el espíritu quebrantado del hombre, Isaías 54:5; 1 Pedro 2:24.

2. El hombre puede herir a otra persona y aplicar remedios, pero la cura tiene que venir de Dios y Él usa muchos métodos, aun un árbol, para curar el agua.

3. Es importante notar que como Dios usó un árbol para convertir el agua amarga a agua dulce, así Jesucristo usó un árbol para convertir "...la paga de muerte...."  a "...vida eterna...", Hechos 5:30.

4. Cuando Yahvé-Ropheka venga a la tierra otra vez para establecer Su reino de mil años Él ha sanará todas las "aguas amargas" en este mundo.

5. Cuando Jesucristo convirtió el agua en vino (Juan 2:1-11) Él mostró la misma habilidad para obrar un cambio químico en líquidos. 

6. Su habilidad para sanar a los enfermos mostró que de veras, Él es el gran Yahvé-Ropheka, Mateo 8:1-14.

III. En Éxodo 17:15 Dios se llama "Yahvé-Nisi"  (Yahvé es mi bandera").  Después de ser librado de sus enemigos (Éxodo 17:8) Moisés edificó un altar y lo llamó "Yahvé-Nisi" (bandera, pendón, estandarte.  En aquel incidente podemos observar:

1. Como Aarón y Hur, quienes sostuvieron los brazos cansados de Moisés, cada creyente debe sostener los brazos de su pastor, del evangelista, del misionero, 2 Timoteo 4:1-8; Efesios  4:11, 12.

2. Amalec (Éxodo 17:8-16) es una ilustración de la carne en la vida del creyente, es decir su naturaleza pecaminosa, o sea el "hombre viejo".  La guerra con Amalec (la carne) en nuestra vida, es continua hasta el fin, pero cada día podemos confiar en nuestro Yahvé Nisi.

3. Isaías habla de un "pendón" en Isaías 11:12.  ¡Qué promesa!

4. La cruz donde murió nuestro Salvador es nuestra "bandera", Juan 12:32, 33; 1 Corintios 2:2.

5. Jesucristo se avergonzará de los "creyentes" que fallen al levantarle a Él como un "estandarte" ante el mundo perdido, Marcos 8:38.

IV. En Jueces 6:24 leemos es nuestro Yahvé-Salom, "Yahvé es paz".  Durante el período de los jueces (gobernadores) los madianitas pusieron a Israel en sujeción y le robaron sus cosechas.  Un día Yahvé llamó a Gedeón para ser el gobernador de aquella nación para entregarla de los enemigos, Jueces 6:11-40.  Durante aquel tiempo Gedeón construyó un altar dedicado a Yahvé y lo llamó "Yahvé-Salom"  Yahvé de paz.  En el capítulo seis podemos observar:

1. La presencia Santa Todopoderosa de Dios.  Cuando apareció a Gedeón fue una vista temerosa ver a aquel mensajero, que fue una TEOFANÍA (la manifestación patente de Dios, o sea el Señor Jesucristo en una apariencia antes de Su nacimiento).

2. Gedeón fue animado cuando oyó la voz de Dios: "...paz a ti, no tengas temor...", véase Juan 4:27; Romanos 5:1; 14:17; Filipenses 4:7.

V. En Jeremías 23:6 leemos de Yahvé-Tsidkenu "Yahvé nuestra Justicia".  El profeta Jeremías proclamó que Dios había de levantar un Mesías, v. 4, y que "...Israel habitará confiado" y que Su Nombre será Yahvé-Tsidkenu.

1. Después de muchos años el apóstol Pablo escribió  de la "justicia" de Dios, Romanos 10:1-4.

2. En el futuro, durante el Reino de los mil años, los judíos van a conocer a Jesucristo, Quien será su "Justicia", Romanos 11:25-27.

3. El pecador no tiene ninguna justicia en sí mismo, Isaías 64:6; Salmo 14:2, 3.

VI. En el Salmo 23, versículo uno leemos de Yahvé-Rohi, "Yahvé es mi Pastor".  En esto salmo David habló de Yahvé-Rohi, Él que guardó las ovejas.

1. Cada creyente es una "oveja" y por fe puede confiar en el cuidado de Yahvé-Rohi, Juan 8:42, 44; 10:8, 11, 16.

 

Bosquejos de la Biblia, V

TEMA: La Soberanía de Dios

INTRO: La soberanía de Dios es un término teológico bien establecido en las Escrituras y confirmado en todas  Sus obras, Hechos 15:18.  No es sólo un atributo sino Su prerrogativa fundada sobre Su Deidad eterna.  Es decir que nuestro Dios soberano tiene autoridad absoluta y derecho de dominio sobre toda Su creación, porque Él es el Creador que existe en Sí mismo, Génesis 1:1.

      Él tiene el derecho soberano para hacer cualquier cosa que Le agrade, Salmo 115:3.  A veces no parece que Dios está en control de todas las naciones todo el tiempo pero Él está, y Él estará en poder soberano durante el tiempo presente y durante el tiempo que ha de venir, la eternidad futura, Salmo 22:28; 50:1.

      Dios es el Creador soberano (Él hizo todo lo que existe en el universo)  y el Sustentador de todo (Él guarda todas de las cosas en función) de Su creación, Salmo 19:1, 2.

      Nuestro Dios soberano nunca duerme.  Él está en control absoluto de todas las cosas y de todo ser humano.  Por eso toda la potestad de las tinieblas, del pecado, Satanás, sus demonios y toda la maldad de la raza humana no pueden alterar el propósito de Dios.

I. Su Soberanía definida, Génesis 17:1.

1. Es imposible para nuestra mente finita comprender completamente la soberanía de Dios.  Cuando Él apareció a Abram dijo: "...Yo Soy el Elohim...." (Objeto de adoración, Él todo suficiente).  Usted y yo podemos conocerle a Él como el "todo suficiente" en las Escrituras, Deuteronomio 29:29.  Solamente en la "eternidad futura" tendremos bastante tiempo para entender todo lo que hay acerca del Dios soberano.  Hasta entonces tenemos que estar satisfechos con "las cosas que son reveladas" y esperar la revelación completa de Su gloria.

2. Por eso, tratando de explicar la soberanía de Dios estoy tratando de explicar algo que es inexplicable.  Mientras debemos buscar en las Escrituras para "...las cosas cuales son reveladas..." que nos ayudan a entender Su soberanía, que Él tiene autoridad suprema y poder sobre todo el universo.  Toda otra autoridad encontrada hoy es delegada, Mateo 28:18.

3. Hay que leer lo que Pablo dijo en Romanos, hablando de la soberanía de Dios, 11:33, 34.

4. También lea lo que Isaías escribió cuando comparó la soberanía de las naciones con la soberanía de Dios, Isaías 40:15.

II. La soberanía de Dios trabajando, Habacuc 1:1-11.

1. Como muchos de los hijos de Dios, Habacuc no entendió cómo obró la soberanía de Dios.  Habacuc fue frustrado y desconcertado.  ¿Por qué Dios no había corregido la corrupción de Juda?  Y el profeta oró (v. 2).  Luego él alistó las maldades de aquella nación pervertida: violencia, iniquidad, opresión, tiranía, rivalidad, discordia, anarquía, y luego dijo: (v. 4).

2. Dios contestó al profeta en el v. 5.  Sí, Dios es soberano, Éxodo 3:13, 14.  Dios no está obligado a revelar el "porqué" de Sus obras, aun cuando usted y yo pensemos que Él no está haciendo nada.

3. Dios reveló a Su profeta lo que estaba haciendo en los vs. 6-11 usando la nación impía de los caldeos para castigar a Judá.  El pueblo de Judá fue escandalizado y rechazó creer a aquel profeta y luego hay que leer su oración en 3:2.  Se llenó de emoción porque él no pudo entender las acciones inusuales de Dios.

4. Cuando usted y yo gritamos: "¿Por qué, Oh Señor?" la respuesta se encuentra en Salmo 135:6; 115:3.  Sí, la soberanía de Dios está libre de imperfecciones, es absoluta.

III. La soberanía de Dios ilustrada, Jeremías 18:1-12.

1. En la hora más obscura de su ministerio, Dios dio a Jeremías una visión de Su trono soberano, 17:12.  El trono de Dios es el lugar de adoración y refugio.  Sin esta verdad grande y consoladora, lo doctrina de la soberanía de Dios sería un "hecho asombroso y espantoso" y nosotros estaremos viviendo en un temor constante.  Pero ahora sabemos que aquel trono es "...el lugar del creyente, un santuario, un refugio..." y un día, los creyentes podrán entrar allá con sus cuerpos glorificados donde Jesucristo está sentado con el Padre, Apocalipsis 3:21.

2. También aquel lugar se llama "...el trono de gracia...." en Hebreos 4:16, donde podemos encontrar protección de los poderes de Satanás y sus demonios, de las tentaciones y deseos pecaminosos de esta carne.  Sí, de veras, aquel trono es un trono "...alto y glorioso...".

3. En Jeremías 18, con el fondo de la visión del trono soberano del capítulo 17, el profeta pudo entender la soberanía de Dios como es ilustrada e interpretada en la casa del alfarero:

(1) Que Dios es soberano, que Él tiene autoridad ilimitada sobre todas las cosas, y que Él creó todas las cosas perfectas.

(2) Nótese bien el propósito de la soberanía de Dios: El alfarero estaba formando una vasija.  Él tenía mucha experiencia...él tenía propósito en su obra.  Él sabía bien lo que estaba haciendo, pero...su propósito fue impedido cuando el barro llegó a ser dañado en sus manos, no debido a su culpa y tuvo que comenzar otra, v. 4.

(3) La lección muestra la gracia soberana de Dios, v. 6.  Dios, en Su gracia soberana hará de Juda y Jerusalén otra vasija nueva, pero ellos Le rechazaron y Él tuvo que enviarlos en cautiverio por setenta años.  Con aquella experiencia Él los formó de nuevo como Él quiso.
4. Dios es soberano sobre todas las naciones e individuos en el mundo.  Él dispensa uno u otro juicio soberano o gracia soberana según Su naturaleza justa. Pero Dios nunca castiga o muestra gracia arbitraria... siempre tiene un propósito que es propio de Su carácter santo.

V. La soberanía de Dios y la salvación de un alma del infierno, Romanos 8:29, 30.

1. En esta porción profunda y difícil encontramos cinco palabras que uno tiene que tomar en el orden dado por el Espíritu Santo si uno desea entender la soberanía de Dios en el asunto de la salvación de las almas.

(1) "...a los que antes conoció...." v. 28.  La presciencia de Dios no es como nuestra presciencia humana que quiere decir "conocer previamente".  Pero con Dios, el curso entero de la historia, en cada detalle, está perfectamente claro.

  A. Actualmente la presciencia de Dios es aun más activa.  Las palabras usadas en el hebreo y griego "conocer y saber de antemano" tienen un significado profundo, Génesis 18:19.  Aquí Dios indica una relación especial que Él estableció entre Él y Abram, véase Jeremías 1:5.

  B. Dios nos salva por Su favor no merecido ya que Él nos escogió para ser salvos antes de la fundación del mundo, Efesios 1:4.

(2) "...también los predestinó..."  Las palabras "predestinación", "elección", y "escogido" tienen significado similar en las Escrituras porque la predestinación está en tres partes:

  A. Dios predestina naciones según Su presciencia y escogió a la nación de Israel para cumplir Su propósito soberano, Génesis 12:1-3; Isaías 41:8, 9; Mateo 24:21-24.

  B. Dios predestina individuos para servicio según Su presciencia.  Él escogió a Moisés para guiar a la nación de Israel, Su nación escogida, afuera de Egipto, Éxodo 3:1-14.  Cuando Dios tiene una obra para hacer Él escoge a alguien para efectuar Su propósito soberano.

  C. Dios predestina individuos para salvación eterna por el mismo principio....según Su presciencia.  Esto quiere decir que Dios, antes de la fundación del universo escogió, seleccionó una cierta cantidad para ser salvos para ocupar Nueva la Tierra durante la eternidad y pasó por encima de los demás.

(3) "...también llamó...." V. 30.  Presciencia y predestinación preceden al llamamiento.  Dios, en la eternidad pasada, llamó naciones, buenas y malas, para cumplir Su propósito soberano sobre la tierra.  También Él llama a los elegidos al arrepentimiento y fe para la salvación de sus almas según Su gracia soberanía, Efesios 1:4, 5; 2:6-10.  El pecador escogido, elegido, no tiene qué decidir si Dios le escogió ya que hasta que el Espíritu Santo le llama, está muerto, y no puede hacer nada, pero cuando el Espíritu Santo llame, él responderá.

(4) "...también justificó...." La presciencia, predestinación y el llamamiento preceden a la justificación.  Ser justificado es ser declarado justo, correcto, derecho con Dios por fe en la muerte, sepultura y resurrección corporal de Jesucristo, el Mesías prometido, 1 Corintios 15:1-4.  Dios, por medio de Su Espíritu Santo llama el pecador a salvación y el pecador responde por una fe que le da el Espíritu Santo.  Luego Dios declara que el pecador, ya arrepentido, ya por fe ha aceptado la obra final de Jesucristo en la cruz, está justificado, hecho correcto con Dios por la eternidad.

(5) "...también glorificó..."  No puede ser la glorificación hasta que haya presciencia, predestinación y llamamiento.  La glorificación de los elegidos completa su redención.  Nuestra salvación no será completa hasta el arrebatamiento del cuerpo, 1 Juan 3:1, 2.

VI.  La soberanía de Dios y la responsabilidad del hombre, Romanos 9:1-24.

1. La pregunta es: ¿Cómo puede Dios ser soberano mientras que el pecado sea responsable por sus decisiones y acciones?  Hemos mostrado que Dios no nos ha revelado Sus secretos y en el v. 16 leemos "...así que no depende (la misericordia de Dios) del que quiere, ni del que corre, sino de Dios que tiene misericordia..."  El pecador tiene que inclinar su corazón ante esta verdad y reconocer su inhabilidad para entender esto.

2. Porque el v. 18 dice: "...de manera que de quien quiere (Dios) tiene misericordia, y al que (Dios) quiere endurecer, endurece..." y en el v. 20 ".¿.quien eres tú, para que alterques con Dios?  ¿Dirá el vaso de barro al que lo formó: ¿Por qué me has hecho así?...."  Pablo aclara que Dios es verdaderamente soberano, y que nosotros somos responsables, pero ya que nosotros no podemos entender esto, tenemos que aceptar la invitación abierta para todo el mundo "Venid a Mí" y cada elegido vendrá. (Estos estudios continuarán)

 

Respuestas A Preguntas Difíciles

TEMA: No puedo creer en un Dios que envía a la gente al infierno (Tomado de CARM)

El infierno GEHENA (el Lago de Fuego, Apo. 20:15) fue originalmente creado para el Diablo y sus ángeles, Mateo 25:41. En el futuro contendrá también a aquellos que se unen a Satanás en rechazar a Dios. Si rechazas lo que Dios ha provisto para el perdón de tus pecados, entonces deberás reunirte con Satanás quien rechazó a Dios desde el principio. ¿Es eso lo que quieres?

¿Puedes creer en un Dios que se hizo hombre, sufrió a manos de los hombres, fue asesinado por ellos, todo para que Su muerte pudiese ser el pago por los pecados de ellos? Esto es el sumo amor. Dios está salvando gente que merece ir al infierno –y todos nos merecemos eso.  Si rechazan lo que Dios les regala, ¿qué puede hacer Dios, sino juzgarlos?

El hecho de que creas o no en algo, no cambia el hecho de su existencia. Jesús habló a menudo del infierno (GEHENA), (Mateo 25: 31-46; Marcos 9: 47-48; Lucas 16: 19-31). También nos advirtió para que no terminásemos allí. ¿Dirías que Jesús no sabía de lo que hablaba?

¿Quieres decir que Dios es injusto porque envía gente al infierno (GEHENA)? Si es así, estás acusando a Dios de cometer injusticia. El pecado es malo y debe ser castigado. ¿Qué piensas que debería hacer Dios con aquellos que se le oponen y hacen lo malo? ¿Desearías que Dios ignorase lo malo? ¿Desearías que mirase para otro lado y no fuese santo y justo? (fin)

 

Cuatro peligros de la organización
de los Testigos de Jehová, parte I

Derechos reservados © 1998 Institute for Religious Research

La organización de los Testigos de Jehová afirma ser el único grupo cristiano verdadero en el mundo. Dice que el resto de las iglesias, sean católicas o protestantes, enseñan error y que Dios destruirá a cualquier persona que no sea un Testigo de Jehová. Sin embargo, los hechos muestran que este grupo es una secta engañosa. Aquí se exponen cuatro razones por las cuales se debe evitar el contacto con la organización de los Testigos de Jehová.

1.  Los Testigos de Jehová Niegan las Enseñanzas Centrales de la Biblia.  La organización de los Testigos de Jehová niega que Jesucristo es Dios. En lugar de esto enseña que Jesucristo es un ángel creado. Sin embargo, la Biblia enseña claramente que Jesucristo, el hijo, es Dios. Por ejemplo, Hebreos 1:8 dice, "Mas del Hijo dice: Tu trono, oh Dios, por el siglo del siglo..." Muchos otros versículos también enseñan esto: Juan 1:1,14; 20:26-28; Hechos 20:28; Rom. 9:5; Hebreos 1:3,8-9; 2 Pedro 1:1.

Los Testigos de Jehová niegan la resurrección corporal de Jesucristo. En lugar de esto, enseñan que el cuerpo de Jesús se disolvió en gases, que Dios el Padre eliminó el cuerpo de Jesús. Charles Taze Russell, fundador de la organización, enseñó, "el hombre Jesús está muerto, por siempre muerto" (Studies in the Scriptures, [Estudios en las Escrituras] vol. 5, 1899, pág. 454).

Sin embargo, la Biblia enseña claramente que el cuerpo de Jesús resucitó. Por ejemplo, Jesús dijo en Lucas 24:39. Vea también: Juan 2:19-21; Juan 20:26-28; 1 Corintios 15:6,14.

Los Testigos de Jehová niegan que el Espíritu Santo es Dios. En lugar de esto enseñan que el Espíritu Santo es una fuerza impersonal, como la electricidad.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente que el Espíritu Santo es Dios: Hechos 5:3.  Vea también: Juan 14:16-17; 16:13-15; Rom. 8:26-27; 2 Corintios 3:6,17-18; Efesios 4:30.

Los Testigos de Jehová niegan que la salvación es el don gratuito de Dios que no podemos ganar ni merecer. En lugar de esto enseñan que para escapar el juicio, una persona debe unirse a la organización de los Testigos de Jehová, y trabajar para ella.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente que la salvación no puede ser ganada, pero se recibe solamente como un regalo de Dios: Efesios 2:8-9.  Vea también  Romanos 4:1-4; Gálatas 2:16; Tito 3:5.

Los Testigos de Jehová niegan el castigo eterno del impío. En lugar de esto enseñan que los injustos serán aniquilados y dejarán de existir.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente el castigo eterno del injusto: Mateo 25:41,46. Vea también Mateo 18:8; 2 Tesalonicenses 1:8-9; Apocalipsis 14:10,11; 20:10,15.

Los Testigos de Jehová niegan que los seres humanos tengan un espíritu que exista después de la muerte. En lugar de esto enseñan que, como un animal, la vida de una persona deja de existir al morir.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente que el espíritu humano continúa una existencia consciente después de la muerte: 2 Corintios 5:8. Vea también  Lucas 16:19-31; Filipenses 1:23-24; Apo. 6:9-11.

Los Testigos de Jehová enseñan que la vida eterna en la presencia de Dios es solamente para unos cuantos elegidos. Afirman que solamente un grupo especial de 144,000 Testigos de Jehová tendrán la experiencia de nacer otra vez, y podrán vivir para siempre con Dios en el cielo. Los demás Testigos permanecerán en la tierra.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente que todos aquellos que ponen su fe en Jesucristo tendrán vida eterna en la presencia de Dios. La Biblia se refiere a este grupo como una multitud innumerable: Apocalipsis 7:9, 15.  Vea también Juan 3:15; 5:24;12:26; Efesios 2:19; Fil. 3:20; Colosenses 3:1; Hebreos 3:1; 12:22; 2 Pedro 1:10,11. 

Los Testigos de Jehová niegan la naturaleza "trina" de Dios (La Trinidad) y enseñan que Satanás inventó la doctrina de la trinidad. Rechazan todas las escrituras que identifican a Jesucristo como Dios y el Espíritu Santo como Dios.  Sin embargo, la Biblia enseña claramente que el Hijo y el Espíritu Santo, tanto como el Padre, son Dios. Esta enseñanza, junto con las Escrituras que enseñan que hay solamente un Dios (Isaías 43:10; 44:6,8) al igual que Mateo 28:19 donde Jesús habla del nombre [singular] del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, muestran que Dios es una trinidad ¾ un Ser que existe en tres personas. 

¿No es peligroso seguir una organización que niega las enseñanzas centrales de la Biblia?

2.  Los Testigos de Jehová Falsifican la Biblia.  La organización de los Testigos de Jehová ha producido su propia versión fraudulenta de la Biblia. Esta versión se llama la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras. Contiene muchos versículos que han sido cambiados por ellos deliberadamente. Estos cambios tratan de ocultar el hecho de que las enseñanzas de los Testigos de Jehová son falsas y anti-bíblicas.  (Continuará)

 

¿Es Cristiano el Mormonismo?

(Tomado de CARM)

Esta tal vez pueda ser una pregunta sorprendente para muchos mormones, al igual que para algunos cristianos. Los mormones dirán que son cristianos evangélicos y que incluyen la Biblia en la lista de los cuatro libros que reconocen como Escrituras. Explicarán que su creencia en Jesucristo forma parte central de su fe, y que esto está indicado por su nombre oficial, la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Además, muchos cristianos han escuchado al Coro del Tabernáculo Mormón cantar himnos cristianos, y han quedado impresionados con la firmeza de los mormones en cuanto a sus reglas morales y su fuerte estructura familiar. ¿No significa todo esto que el mormonismo es una religión cristiana evangélica?

Para contestar esta pregunta de manera correcta e imparcial, tendremos que comparar cuidadosamente las doctrinas principales del mormonismo con las doctrinas principales del cristianismo evangélico y bíblico. Para presentar la posición de los mormones, hemos utilizado sus propias Escrituras y libros normativos publicados por la iglesia mormona. Las obras citadas incluyen: Principios del evangelio (edición de 1988), Como lograr un matrimonio celestial (1992), Enseñanzas del Profeta José Smith (1982), Artículos de fe (1980), y los tres tomos de Doctrina de salvación (1979). Haremos ahora la comparación en nueve áreas fundamentales de doctrina.

1 ¿HAY MÁS DE UN DIOS VERDADERO?

La Biblia enseña, y los cristianos evangélicos a través de los tiempos han creído, que hay sólo un Dios, vivo y verdadero, y que aparte de Él no hay otros dioses (Deuteronomio 6:4; Isaías 43:10,11; 44:6,8; 45:21,22; 46:9; Marcos 12:29-34). Por el contrario, la iglesia mormona enseña que hay múltiples dioses (La perla de gran precio - Libro de Abraham 4:3), y que nosotros, como seres humanos, podemos llegar a ser dioses y diosas en el Reino Celestial (Doctrinas y convenios 132:19-20; Principios del evangelio, pág. 230; Como lograr un matrimonio celestial, pág. 130). Enseña también que los que se convertirán en dioses tendrán hijos espirituales que los adorarán y les orarán a ellos así como nosotros adoramos a nuestro Padre Celestial y le oramos (Principios del evangelio, págs. 9,11,283).

2 ¿FUE DIOS UNA VEZ UN HOMBRE COMO NOSOTROS?

La Biblia enseña, y los cristianos evangélicos a través de los tiempos han creído, que Dios es Espíritu (Juan 4:24; 1 Timoteo 6:15,16), que no es un hombre (Números 23:19; Oseas 11:9; Romanos 1:22,23), y que siempre (eternamente) ha existido como Dios omnipotente (todo poderoso), omnipresente (está en todas partes), y omnisciente (todo lo sabe), (Salmo 90:2; 139:7-10; Isaías 40:28).

Por el contrario, la iglesia mormona enseña que Dios el Padre fue un hombre como nosotros, que Él progresó hasta convertirse en un dios, y actualmente tiene un cuerpo de carne y hueso (Doctrina y convenios 130:22). José Smith dijo, "¡Dios una vez fue como nosotros, ahora; es un hombre glorificado, y está sentado sobre su trono allá en los cielos!" (Enseñanzas del Profeta José Smith, pág. 427; Principios del evangelio, pág. 6). Además, la iglesia mormona enseña que Dios el Padre tiene un padre, y un abuelo, y así hasta el infinito (Enseñanzas del Profeta José Smith, p. 464).

3 ¿SON JESÚS Y SATANÁS ESPÍRITUS HERMANOS?

La Biblia enseña, y los cristianos evangélicos a través de los tiempos han creído, que Jesús, como hijo de Dios, es único; él siempre ha existido como Dios y es co-eterno y co-igual con el Padre (Juan 1:1,14; 10:30; Colosenses 2:9). Aunque nunca ha sido menos que Dios, en el tiempo establecido puso a un lado la gloria que compartía con el Padre (Juan 17:4,5; Filipenses 2:6-11) y fue hecho semejante a los hombres, para lograr nuestra salvación; su encarnación se hizo realidad cuando fue concebido sobrenaturalmente por obra del Espíritu Santo, y nació de la virgen María (Mateo 1:18-23; Lucas 1:34,35).

Por el contrario, la iglesia mormona enseña que Jesucristo es nuestro hermano mayor, quien progresó hasta llegar a ser un dios. Él fue procreado en espíritu por medio del Padre Celestial y una madre celestial, y fue concebido físicamente por medio de relaciones sexuales entre el Padre Celestial y la virgen María (Como lograr un matrimonio celestial, pág. 129; Principios del evangelio, págs. 9, 53). La doctrina de la iglesia mormona afirma que Jesús y Satanás son hermanos (Principios del evangelio, págs. 15-16).

4 ¿ES DIOS UNA TRINIDAD?

La Biblia enseña, y los cristianos evangélicos a través de los tiempos han creído, que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo no son Dioses distintos, sino que son Personas distintas dentro de la Deidad trina y una, constituyendo un solo Dios. En todo el Nuevo Testamento el Hijo y el Espíritu Santo, al igual que el Padre, son identificados individualmente como Dios, y cada uno actúa como Dios (el Hijo: Marcos 2:5-12; Juan 20:28; Filipenses 2:10, 11; el Espíritu Santo: Hechos 5:3, 4; 2 Corintios 3:17, 18; 13:14); pero al mismo tiempo la Biblia enseña que hay solamente un Dios (véase punto número 1).

Por el contrario, la iglesia mormona enseña que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, constituyen tres personajes distintos y tres Dioses (Enseñanzas del Profeta José Smith, pág. 460), y que el Hijo y el Espíritu Santo son ambos la prole literal del Padre Celestial y una esposa celestial (Joseph Fielding McConkie, Encyclopedia of Mormonism [Enciclopedia del mormonismo], vol. 2, pág. 649).

5. EL PECADO DE ADÁN Y EVA ¿FUE UNA GRAN MALDAD O UNA GRAN BENDICIÓN?

La Biblia enseña, y los cristianos evangélicos a través de los tiempos han creído, que la desobediencia de nuestros primeros padres, Adán y Eva, fue un gran mal. Por medio de su caída, el pecado entró al mundo, poniendo a todo hombre bajo la condenación y la muerte. De este modo nacemos con una naturaleza pecaminosa, y seremos juzgados por los pecados que cometemos como individuos (Ezequiel 18:1-20; Romanos 5:12-21).

Por el contrario, la iglesia mormona enseña que el pecado de Adán fue un paso necesario para el plan de vida y una causa de grandes bendiciones para toda la humanidad. (Continuará)

 

Creciendo En La Gracia, I

(Tomado del libro escrito por Eduardo Nelson)

TEMA: La Seguridad de la Salvación

INTRO: Una de las cosas más importantes en su nueva vida como cristiano es la seguridad de su salvación.  Hay muchísimas personas que no tienen tal seguridad en la actualidad; no saben que son salvos.

I. Es posible saber que uno ha sido salvo del infierno, 1 Juan 5:13.

II. Es importante que uno sepa que es salvo.  Lo más importante en esta vida es a saber si uno es salvo o no, Marcos 8:36.

III. Cómo saber que uno es salvo: por lo que dice la Palabra de Dios, Juan 3:16, 36.

IV. Cómo pueden otros saber que uno es salvo: por la vida que uno vive.

1. Somos salvos por la fe, no por las obras.  Sin embargo, debemos vivir una vida cristiana ejemplar para que otros sean atraídos hacia Cristo Jesús por nuestro testimonio.

2. Ya que otros observan nuestra manera de vivir para ver si ha habido un cambio, debemos vivir de manera que puedan ver a Jesucristo en nosotros, Tito 3:8.

V. Cosas importantes para recordar:

1. Hay solamente un plan para ser salva el alma del infierno.  Es importante que usted entienda claramente este plan como está explicado en las Escrituras:

(1) Somos pecadores y por eso no podemos tener comunión con Dios el Creador quien es Santo, Santo, Santo, Romanos 3:23.

(2) Estamos bajo condenación, ya que somos pecadores, Romanos 6:23.

(3) Jesucristo pagó el precio por nuestros pecados, 1 Pedro 3:18.

(4) Como pecadores, somos salvos cuando entendemos nuestra condición como pecadores, y cuando nos arrepentimos de la vida de pecado, y cuando, de corazón, recibimos a Jesucristo como nuestro Salvador, Juan 5:24.

2. Una vez arrepentidos, habiendo recibido de corazón a Jesucristo como nuestro Salvador, somos recibidos como miembros de la familia de Dios, Juan 1:12.

3. Hay que recordar que hacerse creyente en Jesucristo no significa que hemos llegado a la perfección.  Las Escrituras no enseñan que el creyente es perfecto; más bien, nos dicen que el creyente es un pecador ya salvo por la gracia (favor no merecido de Dios).  No es posible ser perfecto en esta vida carnal.  La perfección vendrá cuando seamos recogidos de esta vida a la presencia del Señor Jesucristo en el futuro. 

(1) Es importante saber esto, porque muchos recién convertidos se desaniman al darse cuenta de que no viven en forma tan perfecta como ellos creían que deberían vivir.  Recuerde que usted es un bebé espiritual, y que necesita crecer en la gracia.  Dios hará Su obra en usted, si usted está dispuesto a dejar que lo haga, Filipenses 1:6.

4. No se es salvo por los "sentimientos", ni se recibe la seguridad de la salvación por los "sentimientos".

(1) Las Escrituras no dicen que necesitamos algún sentimiento especial para ser salvo.  Por supuesto que habrá una sensación de paz y gozo al saber que nuestros pecados han sido perdonados, pero esta sensación viene como resultado de nuestra salvación; y no produce salvación.

(2) Los sentimientos cambian, pero la Palabra de Dios no.  Necesitamos descansar completamente en las Escrituras como única base de nuestra seguridad.  Uno no debe basar su seguridad en los sentimientos que pueda tener, ni tampoco dudar de su salvación por falta de algún sentimiento o sensación.

 

Creciendo En La Gracia, II

TEMA: La Inmersión

TEXTO: Hechos 2:41.

INTRO: Este versículo nos dice que aquellos que creyeron en Jesucristo para salvar sus almas del infierno, inmediatamente fueron sumergidos para mostrar abiertamente su fe en Él.

I. La importancia de la inmersión.

1. Jesucristo es nuestro ejemplo, Mateo 3: 13-17.  Con aquella inmersión por aquel varón enviado de Dios, Jesucristo se identificó a Sí mismo con Su Padre Celestial.  La inmersión siempre muestra una identificación.

2. Jesucristo mandó que cada creyente en Él debe ser sumergido, Mateo 28:19, 20.

3. Los discípulos de Jesucristo practicaron la inmersión a cada converso, Juan 4:1, 2.

4. La asamblea que Jesucristo formó con Sus discípulos practicó la inmersión:

(1) Primero en la asamblea de Jerusalén, Hechos 2:41.

(2) Luego los conversos en Samaria, Hechos 8:12.

(3) Felipe, bajo la autoridad de la asamblea, sumergió al etíope, Hechos 8:38.

(4) Saulo, una vez convertido, fue obediente a este mando, Hechos 9:18.

(5) Cornelio y los de su casa fueron sumergidos, Hechos 10:48.

(6) El carcelero y su familia fueron sumergidos al recibir a Jesucristo como su Salvador, Hechos 16:33.

(7) Los discípulos de Éfeso fueron salvos y luego sumergidos, Hechos 19:5.

(8) Los nuevos creyentes de Corinto fueron sumergidos, Hechos 18:8.

(9) Los creyentes de Roma fueron sumergidos, Rom. 6:4.

(10) Los creyentes de Colosas fueron sumergidos, Colosenses  2:12.

II. El significado de la inmersión.

1. Es una identificación con Jesucristo.  Al ser sumergido, el creyente está simbolizando la muerte y la sepultura del Señor.  Al emerger del agua, está simbolizando la resurrección de Jesucristo, Romanos 6:4.

(1) La inmersión es un testimonio para todos los que atestiguan la inmersión del nuevo creyente, de que está confiando en la muerte de Jesucristo en la cruz por el perdón de sus pecados, y en la resurrección de la tumba para vivir una vida de victoria. 

(2) La inmersión representa nuestra identificación con Jesucristo en Su muerte, Su sepultura y en Su resurrección.

2. La inmersión es un símbolo de que pertenecemos a Jesucristo.  Es un "paso de obediencia" al mandamiento directo de Él.  Es un testimonio público de salvación por la sangre derramada de Jesucristo al confiar en Su muerte, sepultura y resurrección, 1 Corintios 15:1-4.

(1) Por lo tanto, la inmersión es un testimonio público de que queremos vivir para Cristo Jesús en la nueva vida que tenemos en Él, Romanos 6:1-6.

(2) También es un medio de bendición, porque ciertamente añade gozo a nuestra decisión de ser salvos.

3. El acto de inmersión no salva el alma del infierno.  Nadie es salvo por medio de este acto.  Si usted ha aceptado a Jesucristo como su Salvador, ahora tiene entrada a la vida eterna, sea sumergido o no.  La inmersión es el símbolo externo de la obra interna que ya ha ocurrido en el que ha confiado en Jesucristo como Salvador.
III. El modo del acto. El único "bautismo" escritural es el que se hace por inmersión.

1. La palabra griega BAPTIZO significa "sumergir" o "introducir bajo el agua", véase Juan 3:23; Hechos 8:38; Marcos 1:10 textos que muestran que el "bautismo" siempre fue por inmersión.

2. El único "bautismo" que puede simbolizar la muerte, la sepultura y la resurrección de Jesucristo es el de inmersión, Romanos 6:4.

IV. El aspecto del tiempo para ser sumergido.

1. La inmersión, según las Escrituras, debe ser practicada inmediatamente después de ser salvo, Hechos 8:36-37.

2. Por lo tanto, el "bautismo" de infantes es totalmente contrario a las Escrituras ya que es solamente para creyentes, véase otra vez Hechos 2:41.

3. Si uno fue "bautizado" antes de ser salvo, aquel acto es inválido y el creyente debe ser sumergido correctamente por la autoridad de la asamblea.

4. La inmersión debe preceder a la membresía de la asamblea.

(1) Ya que es un acto de obediencia, ninguna asamblea debe aceptar a una persona como miembro sin hacer una investigación de "bautismo" en el pasado.

V. Después de ser sumergido ¿Qué?

1. Romanos 6:4 da la respuesta.  A la inmersión le debe seguir una forma de andar.  Debe tener una vida transformada para que el mundo pueda ver la diferencia. Esto incluye nuestro compañerismo con la asamblea, nuestra mayordomía y nuestro crecimiento en la vida cristiana.

 

Creciendo En La Gracia, III

TEMA: La Asamblea y la Membresía

INTRO: Nuestra relación con la asamblea es influenciada directamente por nuestra comprensión de la asamblea.  ¿Para qué ir a una asamblea? ¿Para qué tenemos asambleas? ¿Cuál es la importancia de una asamblea?

      Dios le ha dado mucha importancia a la asamblea en esta era.  Es la institución de Dios para la adoración, el servicio, el evangelismo, las misiones,  y para todo aquel ministerio espiritual que viene de Dios. Nada puede sustituir a una asamblea de Jesucristo.  Dios tiene una meta, un objetivo, un propósito y un lugar para la asamblea.  Usted y yo necesitamos comprender su ministerio.

I. El significado de la palabra "iglesia" como se encuentra en nuestras traducciones de la Biblia.

1. La palabra "iglesia" viene del griego EKKLESÍA, que significa: una congregación de personas llamadas de sus lugares con un propósito, como en Hech. 19:32, 39 y 41.

2. En más de cien veces de las 114 en el N.T. esta palabra EKKLESÍA se refiere a una asamblea visible, local.

3. La palabra EKKLESÍA no significa:

(1) Ser religioso.

(2) Distinguir denominaciones hechas por los hombres.

(3) Referirse a las sectas falsas.

(4) Denotar el edificio o lugar de reunión.

4. En forma definida, la palabra EKKLESÍA se usa para referirse a personas salvas y sumergidas en reunión con otras salvas y sumergidas, Hechos 20:28, etc.

II. El propósito de una asamblea:

1. Para dar gloria a Dios, Efesios 1:6, 12; 3:21.

2. Para desarrollar a sus miembros espiritualmente, Hechos 20:28.

3. Para ser columna y baluarte de la verdad de Dios, 1  Timoteo 3:15.

4. Para evangelizar al mundo, Hechos 1:8.

III. La bendición de una asamblea:

1. Va a hacer más profundo su compañerismo, Hechos 2:41, 42.

2. Lo va a proteger del alejamiento, Hebreos 10:24, 25.

3. Va a incrementar su servicio, Hechos 4:23-37.

4. Va a fortalecer su testimonio, Hechos 15:41.

5. Va a hacer más profunda su vida de oración, Hechos 12:5.

6. Es un lugar para que las almas sean salvas, Hechos 2:41.

(1) Una asamblea de Jesucristo es un grupo de creyentes bautizados en una comunidad, unidos con el propósito de predicar las Buenas Nuevas de salvación, para observar las dos ordenanzas (la inmersión de creyentes y para observar la Cena del Señor) y los miembros son edificados para glorificar al Señor.

IV. Membresía en la asamblea.  Al examinar el N.T. encontramos que se enseña y se practica la membresía de la asamblea en la comunidad por las siguientes razones:

1. Nuestra participación con Jesucristo la necesita:

(1) Él fundó la asamblea, Mateo 16:18 para nuestro beneficio y bendición y para Su gloria.

(2) Jesucristo es la Cabeza de la asamblea, Colosenses 1:18.  Los creyentes son el cuerpo, Efesios 5:30.

(3) Jesucristo amó a la asamblea, Efesios 5:25.

2. Los negocios de una asamblea requiere miembros, Hechos 6:1-5.

(1) Cuando una asamblea toma una decisión, ¿quiénes son los que votan?

3. La disciplina de la asamblea descansa sobre los miembros, Mateo 18:17; 1 Corintios 5:4.

4. El organismo de la asamblea demanda miembros, 1 Corintios 12:12-17.  Véase 1 Corintios 1:2.  (Fin)

 

 

 

 

Creciendo en la Gracia, IV

TEMA: La Palabra De Dios

TEXTO: 2 Pedro 3:18

I. La importancia de la Biblia.

1. Es la única revelación del Creador a este mundo.  Nadie puede conocer a Dios ni a Su Hijo sin un estudio de las Escrituras.

2. Cuando somos salvos, somos bebés en Cristo Jesús y necesitamos conocer la Palabra, 1 Pedro 2:2, 3.  Véase Hebreos 5:12-14; 1 Corintios 3:2.

II. La Biblia es alimento espiritual para su desarrollo espiritual, Salmo 1:2.

III. La Biblia debe ser dulce para el creyente, Salmo 119:103; 19:10, 11.  Es vital para el creyente, Mateo 4_4.

IV. Lo que la Biblia logra en nosotros:

1. Somos salvos por oir la Palabra, 1 Pedro 1:23, 25.

2. Somos transformados por la Palabra, Salmo 119:7.

3. Crecemos por la Palabra, 1 Pedro 2:2, 3.

4. Somos limpiados por la Palabra, Salmo 119:9.

5. Nuestra fe se desarrolla por la Palabra, Rom. 10:17.

6. Somos guardados del pecado por la Palabra, Salmo 119:11.

7. Derrotamos a Satanás por la Palabra, Salmo 17:4.

V. Cómo debemos aprender la Palabra de Dios.  Hemos demostrado que la Palabra es nuestro alimento espiritual para nuestro fortalecimiento y alimentación espirituales.  También es nuestra arma de ataque para usar en las luchas espirituales que afrontamos, Hebreos 4:12.

1.  La Biblia es más que un simple libro.  Es la Palabra escrita de Dios que necesita ser asimilada para que pueda ser efectiva en nuestras vidas. Al asimilar la Palabra, conocemos sus beneficios como nuestro alimento espiritual y como nuestra arma espiritual.  Note estos cinco puntos:

(1) Oímos la Palabra para obtener la fe, Romanos 10:17.

(2) Leemos La Palabra para obtener alimento y fortaleza, Job 23:12.

(3) Estudiamos la Palabra para obtener conocimiento, 2 Timoteo 2:15.

(4) Memorizamos la Palabra para obtener un testimonio eficaz, Salmo 119:11.

(5) Meditamos en la Palabra para obtener provecho espiritual, Salmo 1:2, 3.

CONCLUSIÓN: Después de que hayamos oído, estudiado, memorizado, y meditado en la Palabra, aún tenemos algo más que debemos hacer: OBEDECERLA, Santiago 1:22-25.  (Continuarán estos estudios)

 

 

 

La Obra del Espíritu Santo En El Futuro

      Hermano: He recibido su solicitud por información sobre la obra del Espíritu Santo en el futuro   Estoy mirando en los pocos libros de referencia que tengo y encontré algo que quizás será una ayuda a usted en este estudio:

      En la Biblia de Estudio, de Ryrie, él anotó:

I. La obra del Espíritu Santo en el futuro:

1. Durante los siete años de la Tribulación, Él ha de obrar en la salvación de almas y en la llenura de los redimidos, Zacarías 12:10 "Y derramaré sobre la casa de David, y sobre los moradores de Jerusalén, Espíritu de gracia y de oración; y mirarán a mí, a quien traspasaron, y llorarán como se llora por hijo unigénito, afligiéndose por él como quien se aflige por el primogénito".

La anotación de este versículo dice: "En la Segunda Venida de Jesucristo, la nación de Israel reconocerá a Jesús como su Mesías, que Él era Aquel a quien crucificaron sus antepasados.  MacArthur dice en su Biblia Anotada: "El Espíritu Santo es así identificado porque Él trae la gracia que salva"  Véase también a Joel 2:28-32          "...y después de esto..." después del arrepentimiento por parte de la nación de Israel y su restauración (Zacarías 12:10; 13:1) en conexión con la Segunda Venida de Jesús el Cristo, el Espíritu Santo será derramado sobre todo los de Israel que hayan recibido a Jesús como su Mesías, v. 32.

2. La obra del Espíritu Santo durante el reino de mil años:

(1) Isaías 11:2, 3.  Como el Espíritu Santo vino sobre David cuando fue ungido a ser el rey (1 Samuel 16:13; Salmo 51:11) así Él será sobre el Descendiente de David (Jesús el Cristo), quien ha de reinar sobre el mundo entero.  El Rey será llenado con el Espíritu Santo.

(2) Jeremías 31:33. El Espíritu Santo estará en el pueblo de Dios, poniendo la Ley de Dios en sus mentes y escribiéndola en sus corazones.

      En los Libros de Isaías y Jeremías, también en los otros Libros que hablan de eventos futuros, hay varias referencias de la obra del Espíritu Santo en el futuro.

      Estoy a su orden en la Obra,  J. Alvino Nelson

 

¿Qué Versión?

      ¿Qué versión de la Biblia debemos usar?  Cuando comencé mi ministerio en la Isla de Puerto Rico, ya hace 42 años, la Versión del año 1960 había salido y yo comencé a usarla y por todos estos años todavía estoy usándola.  Los pastores en la Isla me dijeron que la Versión de 1960 fue un mejoramiento grande sobre la de 1602 y tuve que aceptar lo que me dijeron.  Pero durante estos muchos años no he visto ninguna razón para usar otra versión.

      He usado la Versión 1977 a veces, pero he leído que no es tal fiel a las lenguas hebreas y griegas como la Versión de 1960.

      He usado la Versión Reina-Valera Actualizada.  Me gusta.  A veces veo que es mejor en algunas de las traducciones del griego que la de 1960.

      He usado la Nueva Versión Internacional, pero no veo que sea una buena traducción.

      Tengo "Buenas Nuevas América", pero otra vez, no veo que tenga ventaja sobre la de 1960.

      Tengo "Dios Llega Al Hombre" Versión Popular.  Es fácil de leer, pero le falta mucho para ser fiel al griego.

      Tengo "Lo Más Importante Es El Amor" que no es una traducción de las Escrituras, es simplemente la obra de un hombre que quiso hacer la Biblia fácil de leer, pero, lástima, él no siguió el griego y por eso no es de confianza.  No tengo la Versión Reina Valera 1995 pero he leído que no es de confianza ya que la obra fue hecha por "liberales".  Por eso no voy a comprar una.

      Tengo en mi archivo mucha información acerca de estas "Biblias" y "Nuevos Testamentos".  Es escrito por hombres que han estudiado el hebreo y el griego y todos llegaron a esta conclusión:  Que la Versión de 1960 es fiel y debe ser usada en la predicación y en la enseñanza de la Palabra.  Por devoción personal, uno puede leer las otras versiones, pero con mucho cuidado y no  formar ninguna doctrina de sus páginas.

      Ningún predicador debe usar otra versión en el púlpito además de la 1960 porque si usa otras, la gente tiene la idea de que son buenas. En la obra, J. Alvino Nelson, editor de las "Hojas de Oro"

 

Ateísmo
     Este término proviene del griego: el prefijo a (negación) y theos, Dios. El ateísmo enseña que no hay Dios de ninguna naturaleza, que nunca lo hubo ni lo habrá. Lógicamente, los ateos son materialistas. El universo físico es todo cuanto existió, existe y existirá- y suelen ser evolucionistas (aunque lo inverso no es verdad: no todo evolucionista es ateo).
     La Biblia enseña que todos los hombres saben que hay un Dios (Rom. 2:14,15). Por tanto, no tendrán excusa (Rom. 1:20) en el día del juicio. En lugar de reconocer a Dios, los ateos deliberadamente suprimen el conocimiento de Dios por la injusticia de ellos (Rom. 1:18,19).    

     

¡CUIDADO!

1 Ped. 5:4-11

1. Demasiado sueño (Pro. 24:33)

2. Mala compañía (Prov. 4:14-15)

3. Olvidar a Dios (Deut. 6:10, 8:11)

4. Aprobación del hombre (2 Tim. 2:15)

5. Malos pensamientos (Filp. 4:7-9)

6. Bebidas alcohólicas (Pro. 23:29)

7. Dinero (1 Tim. 6:10)

8. Falsos maestros (2 Jn. 9-12)

9. Sexo opuesto (Pro. 6:24-29; 7:5-27)

10. Malas palabras (San. 3:5)

     *tomando el nombre de Dios en vano (Ex. 20:7)

11. Ira de Dios (Jn. 3:36)  (fin)

 

¿QUÉ ES LA VERDAD?

Juan 18:38

1. Dios es verdad

      A. El Padre es verdad. Deut. 32:4

      B. El Hijo es el camino, la verdad y la vida. Jn. 14:6

      C. El Espíritu Santo es el Espíritu de verdad. Jn. 16:13

2. La Palabra de Dios es verdad

      A. El Señor Jesucristo testifica que es verdad. Jn. 17:17

      B. La verdad nos librará de la esclavitud del pecado. Jn. 18:32

      C. La verdad hizo que algunos se enojaran hasta matar a Jesús. Jn. 8:40

      D. Algunos prefieren las fábulas. 2 Tim. 4:4

      E. Debemos hablar a otros de la verdad que tenemos en nuestros corazones.      Sal. 15:1-3

3. Los que aman las tinieblas no vendrán a la verdad

      A. Algunos están tan metidos en el pecado que no pueden ver la verdad.  2 Tim. 3:7

      B. Algunos dejan la maldad por el camino. Isa. 59:14

      C. Algunos, como David, eligen la senda de la verdad. Sal. 119:30

      D. Debemos comprar la verdad y no venderla. Pro. 23:23

      E. Debemos adorar al Señor en espíritu y en verdad. Jn. 4:24

4. A veces la verdad es abusada cuando es usada como un camuflaje para las religiones

      A. Algunos detienen con injusticia la verdad. Rom. 1:18

      B. Algunos se extravían de la verdad. San. 5:19

      C. Algunos como Janes y Jambres, resisten la verdad. 2 Tim. 3:8

      D. Algunos no se fortalecen por la verdad. Jer. 9:3

5. La verdad es de Dios y vino por el Señor Jesucristo

      A. Cristo estaba lleno de gracia y de verdad. Jn. 1:14

      B. El cristiano debe usar bien la Palabra de verdad. 2 Tim. 2:15   (fin)

 

El Don De Sanidad

      Los Pentecostés y los carismáticos son famosos por su enseñanza sobre "el don de sanidad".  Pero, ¿Qué dicen las Escrituras?

      En el Libro de Los Hechos se mencionan cuatro sanidades (milagros) y tres mencionan que ha dado lugar una curación.

I. La curación del cojo, Los Hechos 3:1-9.

1.  Pedro y Juan no declararon ningún poder de sí mismos, dieron toda la gloria a Dios, Hechos 3:12, 13.

2.  Pedro y Juan hicieron aquel milagro donde estaban...no llamaron a una multitud a observar.

3. No fue el intento del cojo el ser curado...él pidió dinero.

4.  La curación fue su éxito completo.

5.  Aquella curación no era el propósito de la obra...fue la predicación de las Buenas Nuevas.

6. Los apóstoles no pidieron al cojo:  ¿Tienes fe?  La Curación requiere poder de Dios, no fe por parte del enfermo.

II.  Lo que las Escrituras dicen acerca de la "Curación Divina":

1.  Es mencionada con frecuencia  pero no habla de los modernos "curadores". Siendo que Dios es omnipotente Él puede extender Su poder para sanar a cualquier persona en cualquier tiempo.  Pero nótese el método usados por los "curadores" modernos:

(1) Hacen una "selección" entre los que vienen para ser sanados.  ¡No huesos rotos, por favor!

(2) Tienen personas preparados para ser "sanadas" en cada reunión.

(3) Durante el servicio de "sanidad" hay música fuerte, mucho movimiento, gritos, aplausos, y confusión.

2. Por eso la pregunta es: ¿Está el don de curación disponible todavía hoy?

 III. El ministerio de curaciones hechas por Jesucristo, Mateo 4:23, 24.

1. En los Evangelios hay la mención de milagros específicos, dieciocho veces.

2. El Señor sanó a la gente donde estaba.  No llamó para una reunión especial.

3. Él sanó a cada persona.  No hubo "selección" por parte de los apóstoles para eliminar los "casos difíciles".

4. Los que recibieron tal curación recibieron una curación completa.

5. Las curaciones que Jesús hizo eran gratuitas, no recibió colectas, no vendió videos, libros, discos, etc.

6. Normalmente Él sanó sin tocar al enfermo.  No hubo efectos teatrales. 

7.  Él nunca oró antes de sanar.

8.  Él no pidió un "testimonio" después de la curación, Marcos 7:36.

9. Su ministerio de curación fue con relación a la nación de Israel.

III. El don de sanidad, como el maná dado a los hijos de Israel en el desierto, desapareció....el maná no está disponible hoy día... tampoco el don de sanidad.  Una vez que el N.T. fue completo, no hubo necesidad para tal don.

IV. La curación de las enfermedades no está provista en la obra del Señor en la cruz.

1. Los curanderos modernos siempre citan Isaías 53:5, pero la curación que recibimos hoy, no es para el cuerpo sino para el alma, 1 Pedro 2:24.

V. ¿Puede Dios sanar hoy?  ¡Sí, como no!  Si es la voluntad de Dios, pero no siempre es la voluntad de Dios sanar.  Muchas enfermedades tienen un propósito.

1. No siempre es la voluntad de Dios dar alivio al cuerpo.

(1) El caso de Pablo, 2 Corintios 12:8, 9.

(2) El caso de Epaphroditus, Filipenses 2:25-30.

(3) El caso de Timoteo, 1 Timoteo 5:23.

(4) El caso de Trophimus, 2 Timoteo 4:20.

VI. Hay instrucciones claras dadas en Santiago 5:13-15 para usar en las asambleas hoy día.  Pero lástima, poca gente las usa.

VII. Toda curación, hasta un corte en el dedo, viene de Dios.  Ningún médico dice que él pueda sanar un enfermo.

VIII.  Aun Satanás tiene la habilidad de sanar, Hechos 8:9-11 (fin)

 

      Esta publicación es enviada gratis.  Los gastos son pagados por los creyentes de los EE.UU. quienes tienen un amor para los que hablan el español.

     Es una obra de amor por parte de J. Alvino Nelson y su esposa Janet Eva.  Cuentan con la ayuda del Hermano Enrique Frías Ramos como el corrector de pruebas.

     Los Nelson son miembros de la Asamblea Bautista "El Mesías" de Wichita, Kansas EE. UU.

     Esta revista está disponible por el Internet a:

jan@twinvalley.net   y las ediciones del pasado a:

www.hojasdeoro.com

     Si ha de cambiar domicilio, favor de notificarnos para evitar la pérdida del porte.

Hojas de Oro

Beverly, Kansas 67423 EE.UU.