Publicación Gratis

Hojas de Oro

Un Llamado A Regresar A Las Enseñanzas Bíblicas

"...que contendáis por la fe..."

Año XXXIX, No. 12                     DICIEMBRE                                           2009

 


Índice:

...El libro de Habacuc.

...Las mentiras de los predicadores pentecostales.

...Palabras del Editor: "La teología del dominio".

...Hitos de la fe Bautista (V parte).

...La vida abundante.

...¿Puedes estar seguro de tu salvación?

...Fundamentos (III parte).

...Cronología sobre la familia de José.

...Vida victoriosa.

...El pecado en la vida cristiana y la confesión.

...La obediencia.

...El Espíritu Santo y la asamblea (continuación).

...Diez razones de por qué la "Navidad" no es bíblica.

...Los "No" del Apóstol Pablo.

...Acontecimientos principales de los últimos días.

...Las últimas cosas.

...La vida llena (controlada) por el Espíritu Santo.

...La salvación.

...Por qué soy un Bautista No Conformista.

...La última palabra.

 

El libro de Habacuc.

      Del profeta Habacuc no sabemos nada, su nombre quiere decir "uno que abraza". Al parecer profetizó en los últimos años del rey Josías. A él le fue revelado el carácter de Yahvé en términos de la más elevada espiritualidad. Fue el único de los profetas cuya mayor preocupación no era que Israel escapara del castigo divino, sino que la santidad de Yahvé fuese vindicada. Escrita en la víspera del cautiverio, la profecía de Habacuc es el testimonio que Dios da de Sí mismo en oposición al panteísmo y la idolatría.

 

Las mentiras de los predicadores pentecostales.

      Puesto que este movimiento surgió hace 105 años en la ciudad de Topeka, estado de Kansas, EE. UU., a unos 150 km de distancia de donde yo vivo, es mi deseo revelar algunas de las mentiras que enseña tal denominación. Existen muchas ramas de este movimiento como son las "Asambleas de Dios", pero todos sus predicadores han caído bajo la influencia de Satanás y se encuentran enseñando herejías.

      Satanás es el Gran Impostor que comenzó su obra de rebelión en el Jardín del Edén (Génesis 3:1-5) cambiando las Escrituras (citando el Salmo 91:11-12 pero torciendo su significado al emplear un pasaje que habla sobre la confianza en Dios como justificación para tentarlo). En 2 Corintios 2:11 Satanás aparece como alguien que induce al pecado con el fin de destruir la unidad de las asambleas, usando para esto cualquier método disponible. En 2 Corintios 11:14, al ser el príncipe de las tinieblas, se enmascara como un mensajero (ángel) de luz, disfrazándose como mensajero de la verdad por medio de engaños.

      A continuación,  nótese algunas de las mentiras que predican los pastores pentecostales:

I. Que uno puede perderse después de ser salvo. Esta es una de sus doctrinas fundamentales. No aceptan la clara enseñanza de las Escrituras de que la salvación es una obra permanente. ¿Qué dicen las Escrituras?

(1) Cada creyente tiene el privilegio de tener la seguridad de que una vez salvo lo es para siempre porque:

A. Somos elegidos (1 Tesalonicenses 1:4). En la salvación del alma del infierno (Lago de Fuego) la voluntad que toma la iniciativa es la de Dios y no el hombre (Juan 1:13; Hechos 13:46-48; Romanos 9:15, 16; 1 Corintios 1:30; Colosenses 1:13; 2 Tesalonicenses 2:13; 1 Pedro 1:1,2).

B. Somos redimidos.

  a. Definición (1 Corintios 6:20; 7:23).

  b. Gracias a Dios (Lucas 1:68).

  c. Por la obra de Jesús (Gálatas 3:13; 4:4, 5; 1 Corintios 1:30).

  d. De la esclavitud de la ley (Gálatas 4:5).

  e. Del poder del pecado (Romanos 6:18, 22).

  f. De toda iniquidad (Tito 2:14).

  g. Del presente siglo malo (Gálatas 1:4).

 C. Somos adoptados (Romanos 8:16).

 D. Tenemos vida eterna (1 Juan 5:13).

II. Que todavía existen los "dones de señales".

(1) Primero: Hay gran duda de que Marcos 16:9-20 sea el resultado de la inspiración divina ya que no hay nada en el resto de las Escrituras que concuerde con estos textos. Al no existir ninguna referencia sobre echar fuera demonios, hablar nuevas lenguas, asir serpientes con las manos, sanar enfermos, y puesto que las asambleas cristianas no usaron esta porción de las Escrituras en siglos pasados (esta práctica comenzó con el principio del movimiento "pentecostal" Página 2 en 1905), no debemos tratar de hacer algo que la Palabra no nos ordena. Tengo ya 85 años y he predicado durante 61 años y nunca en mi larga vida he visto ninguna evidencia de que los "pentecostales" hayan tenido éxito con estos versículos. ¡Simple decepción! Tales "curaciones" son siempre de enfermedades invisibles. Nunca tratan de sanar a un paralítico, o a personas con huesos rotos, desfiguraciones, etc. Siempre resulta ser algo "invisible".

(2) ¿Puede Dios sanar? ¡Por supuesto que sí! He visto esto varias veces en mi ministerio, pero Él lo hizo sin mi ayuda.

(3) El don de sanar fue dado a los apóstoles y cuando ellos  murieron aquel don terminó con su muerte. No hay "apóstoles" hoy en día. Otra mentira de los Pentecostales es que fulano de tal es un "apóstol". 

(4) ¿Es el plan de Dios que todo el mundo sea sanado de sus enfermedades? Véase Filipenses 2:25-27 donde incluso Pablo no sanó a Epafrodito, o 2 Timoteo 4:20 donde Pablo partió dejando a Trófimo enfermo. Nótese el consejo que Pablo dio a Timoteo en 2 Timoteo 5:23.  El vino fermentado fue un desinfectante. Si alguien tenía autoridad para sanar era Pablo, pero este no decidió hacerlo con Timoteo.

(5) ¿Y qué de Santiago 5:13-16? En este caso el enfermo era un "hermano" en la fe. Parece que la enfermedad se debía a causa de su pecado. Las instrucciones son claras:

A. Primero el enfermo tiene que llamar a los ancianos de la asamblea, los cuales no deciden ir por sí mismos sino por petición del enfermo.

B. Los ancianos deben orar por el enfermo.

C. El uso del aceite representa el ministerio de ánimo, consuelo y fortalecimiento que los ancianos efectúan a favor del creyente que sufre.

D. La confesión de pecados. Parece que el enfermo tenía ya un corazón contrito y arrepentido.

E. La promesa de perdón. No por parte de los ancianos ya que Dios es el Único que puede perdonar pecados (Isaías 43:25; Daniel 9:9; Marcos 2:7).

 III. Que para probar la salvación hay que "hablar en lenguas".

(1) No hay ninguna referencia en las Escrituras que digan que uno tiene que hacer esto. Aclaremos el asunto.

A. Notemos primero lo que dice Hechos 1:26 "Y la suerte cayó sobre Matías, quien fue contado con los once apóstoles. Al llegar el día de Pentecostés (quincuagésimo, día festivo en el que todos los judíos venían a la ciudad para celebrar) estaban (los once) todos reunidos juntos (todavía hablando de los once) y de repente vino del cielo un estruendo (...) el cual llenó toda la casa (donde estaban los once) donde estaban sentados (los once). No hay mención de que los 120 (1:15) ni los que estaban en las calles que acudieron al oír el estruendo estaban "llenos del Espíritu Santo". Al ver la multitud y la oportunidad de predicar las Buenas Noticias a tanta gente los once apóstoles salieron de aquella casa y comenzaron a hablar, fue entonces cuando el Espíritu Santo les dio el don de lenguas para que todos los allí reunidos pudieran llegar a oír cómo ser salvos.

B.  Los ciento veinte no hablaron en lenguas, ni la gente que había llegado a la fiesta. ¿Qué sucedió? (2:41, 42).  Ninguno de la multitud habló en lenguas.

(2)  Solamente hay tres ejemplos de "hablar en lenguas" en lo que resta del N. T.:

A. En la casa de Cornelio (Hechos 10:44-11:17).

  a. Pedro predicó (10:44).

  b. El Espíritu Santo cayó sobre los nuevos convertidos (vs. 45, 46).

B. En Éfeso (Hechos19:1-7).

  a. Los doce eran discípulos de Juan el Sumergidor y no habían oído hablar del ministerio de Jesús. No sabían nada sobre cómo ser salvos. Pablo les explicó quién era Jesús y puso sus manos sobre ellos. Para probar que habían sido convertidos hablaron en lenguas y predicaron.

C. En la asamblea de Corinto (capítulos 12, 14). Aquí el "hablar en lenguas" no fue aprobado por Pablo sino que, al contrario, fue condenado.

4.  Más allá de estos ejemplos no hay otra mención del uso de las lenguas. Ni en una asamblea, ni en una casa, ni por un solo creyente. Hermanos, todo el mundo quiere "hacer" algo que lo haga ser salvo. Nuestra salvación está únicamente en las manos del Señor. Por eso la acción de "hablar en lenguas" es tan popular porque le permite a la persona poder decir "YO hablé en lenguas".

Conclusión: Dios me salvó a la edad de diecinueve años en un culto dominical por la tarde. Cuando llegué a la casa de mis padres sentí una paz muy grande porque había estado muy preocupado por mi alma algunos meses atrás. Aquella paz no me dejó hasta que fui al seminario a estudiar. Vivía en un cuarto solo y una noche sentí la presencia de Satanás diciéndome: "Y tú, Jaime, ¿qué haces aquí estudiando la Biblia? Tú no eres salvo. Dios no te llamó a predicar. Regresa a tu negocio y gana un montón de dinero." Caí sobre mis rodillas y grité a mi Salvador: "Muéstrame, oh Jesús,  si soy salvo o no". Tomé la Biblia y comencé a leer Romanos en el capítulo 8. Inmediatamente mis dudas se fueron y durante estos 61 años he tenido aquella paz que solo el Espíritu Santo de Dios puede dar. Yo nunca he tratado de "hablar en lenguas". La historia revela que Martín Lutero no habló en lenguas, tampoco Juan Calvino, ni Juan y Carlos Wesley, ni Billy Graham, entre otros. La enseñanza de los pentecostales es una mentira fea que ha causado la duda en miles de personas respecto a su salvación porque no han podido "hablar en lenguas". En la historia cristiana se vino a hacer referencia al hecho de "hablar en lenguas" solo hace 105 años cuando una muchacha que estudiaba en un "Instituto Bíblico" aquí en Kansas, en la ciudad de Topeka, cayó en un estado en el que empezó a emitir ruidos incomprensibles después de que el profesor hubiera desafiado a los estudiantes a estudiar Hechos 2 y ver si tales Página 3  cosas (el hablar en lenguas) podían suceder todavía. Comenzaba así la gran mentira que Satanás, el gran engañador, tomó y usó para sembrar confusión entre miles de personas.

      En mi país, los Estados Unidos, hay gente como Benny Hinn, Joyce Meyers, y otros que se han hecho millonarios con las ofrendas de gente cándida que busca salud y prosperidad. Tengo fotos de sus mansiones, sus grandes coches y aviones. Viven una vida de lujo usando las ofrendas de los que son engañados. ¡Oh, qué día terrible será cuando ellos estén de pie ante el Señor y Salvador! ¡No puedo imaginar su castigo en el Lago de Fuego por la eternidad! El castigo por predicar la mentira, porque está claro que no tienen interés alguno en la salvación de las almas.

IV. Que Dios quiere que todos sean prósperos. Día tras día hay docenas de predicadores en la tele, hombres y mujeres, que predican la "prosperidad" ofreciendo bendición de parte de Dios para todos aquellos que les envíen ofrendas y donaciones.

1. ¿Qué dicen las Escrituras?

(1) El peligro de las riquezas (Deuteronomio 8:13, 14; Salmos 62:10; Proverbios 28:20; Mateo 19:23; Marcos 4:19; 1 Timoteo 6:9; Mateo 6:19; Santiago 5:3).

      Hermanos, vivimos en los "últimos días" de esta era.  Sí vas a hacer algo para el Señor debes comenzar hoy porque mañana puede ser tarde. Sí, la salud es algo que todo el mundo quiere así como el dinero. Pero, ¿qué valor hay en tener salud y prosperidad si tu alma va camino a la perdición? (Fin)

 

Palabras del Editor: "La teología del dominio".

      Ten cuidado con la nueva "teología del dominio" que dice que ya estamos en el Reino y que los creyentes tienen dominio, señorío y soberanía sobre todas las áreas de la vida, Satanás inclusive. Dicen también que en la Caída Satanás cometió usurpación tomando el control del universo por lo que ahora la "iglesia" es el instrumento que Dios ha de usar para ganar el control nuevamente. Que Jesús no puede regresar hasta que la "iglesia" haya tomado el control del gobierno de las naciones. Que el A. T. debe ser la regla de cómo vivir ya que contiene la Ley para gobernar nuestra sociedad y para ello usan Génesis 1:28. No hacen distinción entre la nación de Israel y la EKKLESÍA al decir que la EKKLESÍA es "Israel en un estado espiritual". No creen en el regreso inminente de Jesús ni en el arrebatamiento de los redimidos. Usan términos como: "Hay que atar a Satanás", "Hay que atar a los demonios". Imploran  la sangre de Cristo sobre Satanás, etc. Siguen las enseñanzas del "Foro Visión" que busca  impartir "una visión familiar para una reforma cultural". Su meta es  "redimir" el mundo y no tienen interés en la salvación de las almas. Por eso no sienten la necesidad de predicar las Buenas Noticias.

      Siguen la herejía de la "teología de reemplazo" y usan mal las leyes de Moisés reemplazando a Israel con la EKKLESÍA. Por eso, el movimiento "Iglesia Familiar Intégrate" usa tanto material del A. T. en sus enseñanzas respecto a la EKKLESÍA del N. T., lo cual es un gran error.

      Pablo enseñó que la Ley de Moisés no es la ley para los cristianos (2 Corintios 3:6-18, específicamente en 3:6 "porque la letra (la ley) mata"; este texto está mal usado por los "Evangélicos Nuevos" quienes sostienen que las Escrituras no deben ser tomadas literalmente ni deben ser obedecidas en todos sus puntos).

      Aquellos que se adhieren a la "teología de reemplazo" enseñan que el código moral de la Ley dada por Moisés se refuerza en la EKKLELSÍA, pero Pablo estaba hablando solamente del código moral en 2 Corintios 3. Pablo se refirió a la "ley" como "el ministerio de muerte grabado con letras sobre piedras" (v. 7) y "el ministerio de condenación" (v. 9).

      Esto se debe a que la Ley de Moisés requiere obediencia perfecta en todos sus puntos (Deuteronomio 27:26; Gálatas 3:10; Santiago 2:10) y el hombre pecador caído no puede cumplirla. Por eso el propósito de la Ley de Moisés fue mostrarnos el carácter santo de Dios y Sus demandas justas y la condición caída del hombre a fin de guiarlo a Cristo (Romanos 3:19-24; Gálatas 3:24).

      Una vez que el hombre pone su fe en la obra final de Cristo ya no está bajo la ley de Moisés (Gálatas 3:25; Romanos 7:1-4). Pablo dijo que la Ley de Moisés, los Diez Mandamientos, terminó (2 Corintios 3:18). 

      A la "ley cristiana" se le llama la "ley de la libertad" (Santiago 1:25) porque mientras que en el N.T. la fe es un requisito que Dios pone para Su pueblo, obedecemos libremente a Dios como acto de gratitud por Su gracia en Cristo sin temor a la condenación eterna.

      Tienen la herejía de negar el regreso inminente de Jesús. El movimiento de la "Iglesia Integrada" niega más o menos el regreso inminente, pero la doctrina de la traslación de los creyentes antes de la tribulación de los siete años es muy importante ya que fue enseñada por el mismo Jesús y también por Pablo, Santiago y Pedro. Esta doctrina nos anima a vivir la "vida cristiana" y estar ocupados en la obra del Señor (1 Corintios 15:58), nos motiva a vivir en obediencia (1 Juan 3:1-3; 1 Tesalonicenses 5:4-7), apartados de la maldad (Tito 2:12-14) y anima al creyente a cuidarse de las herejías y la apostasía (2 Timoteo 4:3,4; 1 Juan 2:24-28).

 

Hitos de la fe Bautista

(Para la preparación de estas lecciones he usado el libro Landmarks of the Baptist Faith escrito por David E. Gonella y publicado por Bogard Press, Texarkana, Texas).

La asamblea del Nuevo Testamento. (V parte).

Página 4  I. El origen de la EKKLESÍA. Los católicos romanos y los protestantes dicen que comenzó en el día de Pentecostés.  Pero si Jesús la fundó y le dio ordenanzas tuvo que ser durante el comienzo de Su ministerio terrenal, cuando Él le dio la Gran Comisión a los seguidores de Juan el Bautista.

      La "dispensación" o edad de la EKKLESÍA comenzó con el ministerio de Juan.

1. La Dispensación de la Ley terminó con el principio del ministerio de Juan (Lucas 16:16).

2. La naturaleza del ministerio de Juan (Marcos 1:1-5).  

3. Juan sumergió discípulos de entre los cuales Jesús tomó para formar Su primera EKKLESÍA.

4. Aunque la primera EKKLESÍA no tenía nombre había sido legitimada por la presencia del Espíritu Santo (Hechos 2:1-4).

(1) Aquellos discípulos tuvieron la autoridad de disciplinar a los miembros (Mateo 18:15-17).

(2) Tenía un tesorero, una organización y un procedimiento (Juan 13:29).

(3) Tuvo su reunión de negocios (Hechos 1).

(4) Tuvo una comisión dada por Jesús (Mateo 28:18-20).

(5) Había observado las dos ordenanzas: la inmersión de los creyentes y la "Cena del Señor".

(6) Tuvo la presencia del Espíritu Santo (Hechos 1:8).

5. Por eso cualquier "iglesia" o "denominación" que  comenzó después de aquella fecha no es de Jesús.

II. La naturaleza de la EKKLESÍA del Nuevo Testamento.

1. De todas las "iglesias" y "denominaciones" los Bautistas No Conformistas son los únicos que enseñan que la EKKLESÍA del N. T. fue siempre una asamblea local y visible y no universal ni invisible.

2. Hay cuatro teorías acerca de la naturaleza de la EKKLESÍA del N. T:

(1) Los católicos romanos enseñan que la EKKLESÍA es universal (católica), visible y que los que son "bautizados" son miembros de una iglesia centrada en Roma.

(2) Los protestantes (recuerden que nosotros no somos protestantes ya que nunca estuvimos en la "Iglesia Católica") también enseñan lo de "universal-invisible". Otras denominaciones tienen esta misma visión.

(3) Los presbiterianos y luteranos, entre otros, hablan de la "iglesia provisional".

(4) Nosotros decimos que una EKKLESÍA es una congregación local compuesta de personas salvas y bautizadas que llevan a cabo la Gran Comisión. Un breve estudio de la historia de la "iglesia cristiana" muestra esta verdad.

III. La definición bíblica de la EKKLESÍA. Esta palabra viene de una combinación de dos palabras de la lengua griega: ek = "de", "fuera de" y kalea = "llamar fuera de",  es decir: "una asamblea de personas llamadas de sus casas, sus negocios, sus campos, etc."

1. Que la EKKLESÍA es local y visible se ve en las palabras usadas en las Escrituras: "el cuerpo de Cristo", "el templo de Dios", "el edificio de Dios".

2. En ningún lugar de las Escrituras se puede encontrar "una denominación". Todas las denominaciones han sido constituidas por los hombres años después de la fundación de la EKKLESÍA por Jesucristo.

IV. Destino de la EKKLESÍA.

1. Como institución tiene un futuro y un destino tanto aquí como en el más allá. Serán EKKLESÍAS sobre esta tierra hasta el día en que Jesús venga en el aire (Mateo 16:18).

(1) "Las puertas del hades". Esta es una expresión judía para referirse a la muerte. Es decir, no importa cuántos creyentes mueran, la EKKLESÍA permanecerá hasta el regreso del Señor. Véase 1 Corintios 11:26. (Continuará)

 

La vida abundante.

          La vida victoriosa en Jesús es una "vida abundante".  Brevemente te mostraré con mucho placer cómo obtenerla. 

 1.  Hay una "vida profunda" que está disponible y que debemos hallar (Salmos 1:2; Daniel 2:22; Lucas 6:48; 10:39; 1 Corintios 2:10; Efesios 3:18, 19; Filipenses 4:8).

2. Jesucristo es la vida:

(1) Él es una Vida radiante (Juan 1:4).

(2) Él da una vida abundante (Juan 10:10).

(3) Él da "vida" a los muertos espirituales (Juan 11:25).

(4) Él es el camino, la verdad y la vida (Juan 14:6).

(5) Él da "vida eterna" (Romanos 5:21).

(6) Él es la única fuente de vida (1 Juan 5:12).

3. La vida espiritual:

(1) Se sostiene por la Palabra (Deuteronomio 8:3).

(2) Está asegurada por fe (Juan 5:24).

(3) Requiere morir a nosotros mismos y al pecado (2 Corintios 4:11).

(4) Jesús es el objetivo supremo de la vida (Filipenses 1:21).

(5) El amor es la prueba de nuestra salvación (1 Juan 3:14).

 

¿Puedes estar seguro de tu salvación?

LECTURA: 1 Juan 5:6-21.

TEXTO: 1 Juan 5:13.

INTRO: La seguridad de la vida eterna constituye la primera certeza cristiana. Juan escribió estas palabras para infundirles confianza a los creyentes de que poseían la vida eterna. La vida eterna es una relación con la Persona de Jesucristo. Para recibirla tenemos que recibir el perdón de nuestros pecados lo cual es posible por medio de la sangre derramada por Jesucristo (Efesios 1:7; Mateo 26:28; 1 Pedro 2:24).

I. Las Escrituras enseñan que se puede estar seguro de que Jesús nos ha perdonado si hemos aceptado las condiciones de la salvación:

Página 5   1. Jesús es el Autor de la salvación eterna (Hebreos 5:9; Hechos 10:35; Lucas 6:46; 1 Juan 2:2-6).

2. Nuestra alma se purifica por la obediencia a la verdad (1 Pedro 1:22; Romanos 6:17, 18).

3. Si reconocemos a Jesús como nuestro Señor debemos obedecer las condiciones del perdón como aparecen en las Escrituras, sin cambios (Hechos 17:11, Gálatas 1:8, 9; 2 Juan 9).

II. Este estudio es para ayudarte a estar seguro de tu salvación. Véase 2 Corintios 13:5.

1. ¿Has hecho un compromiso de servir al Señor?

2. ¿Has sido sumergido? ¿Fuiste sumergido para agradar a tu familia, porque tus compañeros estaban haciéndolo, o como señal de que ya eres salvo y has recibido el perdón de tus pecados y así unirte a una iglesia?

II. Ejemplos de salvación en el Nuevo Testamento.

1. Los judíos en el día de la fiesta nacional (Hec. 2:14-36).

(1) Estudiando Hechos 2:36-41.

  A. ¿Qué dijo Pedro a aquella gente? v. 36.

  B. ¿Qué les mandó Pedro a hacer? v. 38.

  C. ¿Con qué propósito? v. 38.

(2) El tesorero etíope (Hechos 8:35-39).

  A. ¿De quién habló Felipe?

  B. ¿Qué quería aquel hombre?

  C. ¿Qué tuvo que hacer?

(3) Saulo de Tarso (Hechos 8:3, 9:1-6, 18; 22:16).

  A. ¿Quién se le apareció en el camino?

  B. ¿Qué le dijo el Señor a Saulo?

  C. ¿Cuál fue el mensaje de Ananías?

(4) Un resumen de los ejemplos de salvación:

Cada uno tuvo que oír (Juan 6:44, 45; Juan 8:32; también Juan 6:68; 12:48; Hechos 11:14, Romanos 10:14-17); creer (Romanos 1:16; Hebreos 11:6; Juan 1:12, 8:24; 20:30, 31, Romanos 5:1, 2); arrepentirse (Hechos 17:30, 31; véase Mateo 21:28, 29); confesar (Romanos 10:9, 10; Mateo 10:32; 16:16; Hechos 8:17; Juan 12:42); y mostrar su fe en el Señor a través de la inmersión. La inmersión es muy importante, no porque sea necesaria para ser salvo, sino porque es la prueba visible de nuestra obediencia hacia el Salvador. Somos salvos por la gracia (favor no merecido) de Dios (Hechos 15:11; Romanos 3:24; 5:15; 11:6; Tito 2:11; 3:7). La persona que es salva y quiere ser obediente a su Salvador debe ser sumergida. (Fin)

 

Fundamentos (III parte).

(Copyright 2001, Village Ministries International, Inc. Reimpreso con permiso).

Sección 4. Un repaso cronológico.

      Los estudiantes de la Biblia deben conocer la secuencia, las fechas y la relación de varios eventos históricos claves. Para este fin esta sección nos ofrece tres cronologías. La primera enumera diez eventos bíblicos junto con sus fechas y un resumen de la importancia del mismo. La segunda cronología se enfoca en eventos claves del Antiguo Testamento e identifica los libros de la Biblia que los menciona. La tercera enumera la secuencia de los libros del Nuevo Testamento.

      Las fechas que tienen a.C. se refieren a los años antes de Cristo. Las que tienen d.C. se refieren a los años después de Cristo.

      Las fechas que se dan se basan en la interpretación literal de la Palabra de Dios. Muchos que han estudiado la Palabra de Dios han obtenido fechas diferentes por numerosas razones que no mencionaremos ahora. Por favor que esto no sea una distracción. Aprender la secuencia de los eventos es la parte más importante de esta sección.

      Las ediciones anteriores de Fundamentos no tomaron en cuenta los 60 años que no se mencionan en Génesis 11:26−12:5, pero sí en Hechos 7:4. El pasaje de Hechos menciona que Abraham salió de Harán después de la muerte de Taré. Taré murió en Harán a la edad de 205 (Génesis 11:32), y Abraham salió de Harán a la edad de 75 después de la muerte de taré (Hechos 7:4). Esto significa que Taré era de 130 años cuando nació Abraham. Los 70 años a los que hace referencia Génesis 11:26 pueden referirse al nacimiento de Nacor o Harán, quizás a Harán (Génesis 11:28). Esperamos que esta información refuerce el principio de que cada estudiante ha de continuar comparando la Escritura con la Escritura y permitir que ésta se interprete a sí misma.

A. Diez eventos principales y sus fechas.

1. La caída de Adán (3958 a.C.)

      Una interpretación literal de las genealogías (secuencias de nacimiento) que están en la Palabra de Dios nos permite llegar a una fecha alrededor del 3958 a.C. para la caída de Adán. La cronología bíblica se nos da de tal manera que podemos calcular hacia adelante comenzando desde Adán y a la vez hacia atrás desde el cuarto año del reinado del Rey Salomón (1 Reyes 6:1). La Biblia nos da información en relación a los años entre los eventos principales. Al conectar estos eventos entre sí con las fechas conocidas en la historia secular podemos acomodar la historia secular y la Biblia en una misma línea de tiempo.

2. El Diluvio de Noé (2302 a.C.)

      Al seguir la genealogía de Génesis 5 nos damos cuenta que existe un período de 1656 años entre la caída de Adán y el Diluvio de Noé, lo cual nos da la fecha de 2302 a.C.

3. La Promesa de Abraham (1875 a.C.)

      La genealogía de Génesis 11:10-26 establece que Abraham nació 352 años después del Diluvio, ó 2008 años después de Adán. Esto indica que él nació en el año 1950 a.C. De Génesis 12:4 aprendemos que Abraham tenía 75 años cuando recibió la promesa de Dios que se conoce como el Pacto Abrahámico. Esto significa que la promesa se hizo en el año 1875 a.C.

4. El Éxodo de Israel (1445 a.C.)

Página 6    Génesis 12–50 nos revela información acerca de los descendientes directos de Abraham. Los hijos de Jacob (el nieto de Abraham) se trasladaron a Egipto, donde fueron eventualmente esclavizados por los egipcios (Éxodo 1). Dios los libró de la esclavitud por mano de Moisés. El apóstol Pablo nos dice que pasó un período de tiempo de 430 años desde la promesa de Abraham hasta la entrega de la Ley (Gálatas 3:17). Esto coloca al Éxodo en el año 1445 a.C., o sea, 2438 años después de Adán.

5. El Cuarto Año de Salomón (965 a.C.)

      Salomón fue el tercer rey de Israel después de su padre David y del rey Saúl. En 1 Reyes 6:1 se nos dice que pasaron 480 años del Éxodo hasta el cuarto año de Salomón cuando éste comenzó a construir el templo. Esto nos permite calcular la fecha de 965 a.C., ó 2918 años después de Adán.

      Podemos poner fecha al cuarto año de Salomón con otros registros históricos. Esto nos permite establecer las fechas mencionadas previamente para el Éxodo, la Promesa de Abraham, el Diluvio de Noé y Adán. El hombre ha sido obligado por los descubrimientos arqueológicos efectuados en los últimos cien años a hacer algunos ajustes a las fechas en los años antes de Cristo en la historia secular. A esto se deben algunas de las diferencias que se hallan en varios de los sistemas de fechas.

6. La Caída del Reino del Norte (721 a.C.)

      Después de la muerte de Salomón Israel se dividió en dos reinos. A uno se le conoció como el Reino del Norte, o Israel, y al otro como el Reino del Sur, o Judá. El Reino del Norte cayó en manos del Imperio Asirio en el año 721 a.C. y dejó de ser un reino.

7. La Caída del Reino del Sur (586 a.C.)

      El Reino del Sur cayó en manos del Imperio Babilónico en el año 586 a.C. y fue exiliado por 70 años antes que los israelitas pudieran regresar a su tierra en el 516 a.C.

8. El Nacimiento de Cristo (1 a.C.)

      El sistema de fechado de a.C. y d.C. fue desarrollado hasta el siglo sexto después de la venida del Señor. Se diseñó para tener como referencia Su nacimiento en todas las fechas. Cuando la iglesia estableció este sistema, lo hizo entendiendo incorrectamente la época en la que vivía el Rey Herodes (quien se menciona en la Biblia como la persona que estaba en el poder cuando nació Jesús, Lucas 1:5). Más tarde se descubrió que se había cometido un error de 1 ó 2 años. El problema fue que el sistema de calendario ya estaba bien establecido y, en vez de cambiar todas las fechas que ya se habían determinado, se decidió que sólo debería decirse que Jesús nació en el año 1 ó 2 a.C.

      Hay una diferencia entre el Calendario Juliano que comienza con el 1º de enero y el calendario Judío que comienza en septiembre por lo que verás fechas escritas como 1-2 d.C. o 966-965 a.C.

9. La muerte, sepultura y resurrección de Jesucristo (32–33 d.C.)

      La mayoría de los eruditos bíblicos establecen la muerte, sepultura y resurrección de Jesucristo en esta fecha.

10. El último libro de la Biblia (96 d.C.)

      Esta fecha se relaciona con el exilio del apóstol Juan a la isla de Patmos (Apocalipsis 1:9) durante el reinado del emperador Romano Domiciano, fecha en la cual fue completada la Biblia (Apocalipsis 22:18-19).

B. Cronología de los libros del Antiguo Testamento

1. De Adán al Diluvio (3858–2302 a.C.) Génesis 1–5

2. Del Diluvio a la Promesa de Abraham (2302–1875 a.C.)

Génesis 6–12

3. De la Promesa de Abraham al Éxodo (1875–1445 a.C.)

Génesis 12–50; Job

4. Del Éxodo al Cuarto Año de Salomón (1445–965 a.C.)

a. Éxodo e. Josué i. 2 Samuel

b. Levítico f. Jueces j. 1 Reyes 1-5

c. Números g. Rut k. Salmos

d. Deuteronomio h. 1 Samuel l. 1 Crónicas

5. Del Cuarto Año de Salomón a la Caída de Judá (965–586 a.C.)

a. 1 Reyes 6–22 g. Abdías m. Isaías

b. 2 Reyes h. Joel n. Nahúm

c. 2 Crónicas i. Jonás ñ. Sofonías

d. Proverbios j. Amós o. Habacuc

e. Eclesiastés k. Oseas

f. Cantares l. Miqueas 19

6. El período del exilio babilónico (586–516 a.C.)

a. Jeremías c. Ezequiel

b. Lamentaciones d. Daniel

7. Del final del exilio babilónico hasta la conclusión del Antiguo Testamento (516–400 a.C.)

a. Esdras c. Zacarías e. Malaquías

b. Nehemías d. Hageo

C. Cronología de los libros del Nuevo Testamento

La secuencia en que los autores escribieron los varios libros inspirados del Nuevo Testamento es generalmente aceptado como sigue:

1. Historia de la vida de Cristo y la iglesia primitiva (55–5 d.C.)

a. Mateo c. Marcos e. Hechos

b. Lucas d. Juan

2. Epístolas para la asamblea (46-85 d.C.)

a. Santiago h. Filemón ñ. Hebreos

b. Gálatas i. Efesios o. 1 Pedro

c. 1 Tesalonicenses j. Colosenses p. 2 Pedro

d. 2 Tesalonicenses k. Filipenses q. Judas

e. 1 Corintios l. 1 Timoteo r. 1 Juan

f. 2 Corintios m. Tito s. 2 Juan

g. Romanos n. 2 Timoteo t. 3 Juan

3. Profecía (96 d.C.)  Apocalipsis  

(Continuará)

Página 7   Cronología sobre la familia de José.

Por Oscar Gil, Cuba.

1.     Gn. 47:8-9 Jacob tiene 130 años cuando José tiene 39 (Gn.41:46). Tener en cuenta que habían pasado los siete años de abundancia y que llevaban dos de hambre.

2.     José nace cuando Jacob lleva catorce años con Labán (Gn.30:25; 31:41)

3.     Cuando José nace Jacob cuenta con 91 años. Cuando huye Jacob de Esaú los gemelos tienen 77 años. Isaac, que había tenido a sus hijos a los 60 años (Gn.25:26) cuenta con 137 al bendecirlos y despedir a Jacob, se encuentra ciego y presiente su cercana muerte. Este santo varón viviría 43 años más en esta situación. (Gn.35:27).

4.     Cuando José es vendido por sus hermanos con solo 17 años, el mayor de sus hermanos no lo sobrepasaba en 7 años (Gn.29:20-21). Lea comenzó a procrear solo 7 años antes de que José naciera.

5.     Cuando Jacob y Esaú se reencuentran pasados 20 años, ambos cuentan con 97 años y Esaú, de manera generosa, perdona a Jacob.

 

El pecado en la vida cristiana y la confesión.

LECTURA: 1 Juan 1:1-10.

TEXTO: 1 Juan 1:9; Proverbios 28:13.

INTRO: Cualquier pecado que cometa el creyente lo separa de Dios. Al vivir en un cuerpo carnal y tener todavía la naturaleza vieja caemos a veces en pecado. Cuando esto ocurre debemos arrepentirnos de ese pecado y confesárselo al Señor para recibir el perdón.

      Aunque muchos creyentes tratan a encubrir sus faltas en vez de confesarlas. 

I. El resultado de encubrir los pecados.

1. No hay prosperidad espiritual (Salmos 32:1-3 "Mientras callé (no confesé), se envejecieron mis huesos").

2. La comunión con Dios queda interrumpida (Lucas 15:11-16).

3. El servicio que se ofrece a Dios es inútil (2 Timoteo 2:20, 21).

(1) Dios hace Su obra en este mundo por medio de instrumentos limpios (2 Corintios 7:1). Cuando hay pecado en la vida del creyente Dios no puede usarlo.

4. Afecta a toda la asamblea. Cualquier pecado oculto del creyente atrasa la marcha espiritual de toda la asamblea (Gálatas 5:9).

II. La confesión de pecados.

1. ¿A quién?

(1) Primero a Dios, pues todo pecado es en Su contra y solo Él puede perdonarlos (Salmos 32:5; 51:4).

(2) Si el pecado ha perjudicado seriamente a la asamblea, debe confesarse públicamente (1 Corintios 10:32).

(3) Si el pecado fue en contra de una persona en específico, debe confesarse a esa persona (Mateo 5:23, 24).

2. ¿Cómo debe ser la confesión?

(1) Reconociendo su gravedad (Isaías 59:2).Aunque tenemos la tendencia a minimizar los hechos, debemos verlo como Dios lo ve, a fin de sentir pena por haber cometido tal acto.

(2) Con dolor (Salmos 51:1-9).

(3) Con determinación de no hacerlo otra vez.

(4) De ser posible restituyendo al que ha sido agraviado (Lucas 19:8; Filemón 18) pues esto demuestra un arrepentimiento genuino.

III. Los resultados de la confesión.

1. Se alcanza misericordia (Proverbios 28:13c).

2. Se recibe el perdón de Dios (1 Juan 1:9a).

3. Se es limpio (1 Juan 1:9 b).

4. Se restaura la comunión con Dios (1 Juan 1:7).

(1) Después de haber confesado, la persona tiene ya libertad para orar esperando recibir las bendiciones de nuestro Padre Celestial. (Fin)

 

La obediencia.

INTRO: Obediencia: Acción de obedecer. Precepto del superior, especialmente en las órdenes regulares. Sumisión voluntaria a la voluntad o ley de Dios y a las leyes y autoridades del Estado.

I. El deber de obedecer a Dios:

1. De todo corazón, Deuteronomio 26:16.

2. Es el precio del éxito, Josué 1:8.

3. Mejor que el sacrificio, 1 Samuel 15:22.

4. Asegura la entrada al reino de Dios, Mateo 7:21.

5. Es un deber imperativo, Hechos 5:29.

II. Ejemplos de:

1.  Noé, Génesis 6:22.

2. Abraham, Génesis 22:2,3.

3. Bezaleel, Éxodo 36:1.

4. Josué 11:15.

5. Ezequías, 2 Reyes 18:6.

6. José y María, Lucas 2:39.

7. Pablo, Hechos 26:19.

8. Jesús, Hebreos 5:8.

III.  La promesa de bendición a los que obedecen:

1. Éxodo 19:5; Deuteronomio 5:29; 1 Reyes 3:14; Santiago 1:25; Apocalipsis 22:14.

IV. El ejemplo de obediencia dada por Jesús:

1 Juan 14:31; 15:10; Romanos 5:19; Hebreos 10:9.

IV. Las palabras de Jesús acerca de la obediencia:

1. Es la "roca" básica del carácter, Mateo 7:24.

2. Esencial para estar en la familia de Dios, Mateo 12:50.

3. Es la llave al conocimiento espiritual, Juan 7:17.

4. Asegura las bendiciones del compañerismo divino, Juan 14:23.

V. Obediencia a Jesús, ejemplos: Mateo 4:20; 7:24; 9:9; 21:6; 26:19; Lucas 5:5; 6:47;  Juan 2:7; 11:29; 14:21; 21:6.

Página 8   VI. La desobediencia: La pena por: Deuteronomio 11:28; 1 Samuel 12:15; Efesios 5:5:6; 2 Tesalonicenses 1:8; Hebreos 2:2,3.

VII. Ejemplos de desobediencia: Génesis 3:11; 19:26 Génesis 3:11; 19:26; Levítico 10:1; Números 20:11; Josué 7:1; 1 Samuel 13:13; Jonás 1:3; Sofonías 3:2.

VIII. La obediencia de los niños:

1. Honor y obediencia son necesarios, Éxodo 20:12; Levítico 19:3; Deut. 27:16; Proverbios 30:17; Mateo 15:4.

2. Ejemplos de obediencia a los padres:

(1) José, Génesis 47:12.

(2) David, 1 Samuel 22:3.

(3) Salomón, 1 Reyes 2:19.

(4) Elías, 1 Reyes 19:20.

(5) Hijos de Jonadab, Jeremías 35:8.

(6) Jesús, Lucas 2:51; Juan 19:25, 26.

IX. La obediencia fue un mandamiento: Proverbios 1:8; 6:20, Efesios 6:1; Colosenses 3:20. (Fin)

 

El Espíritu Santo y la asamblea (continuación).

I. El Espíritu Santo constituye la asamblea (Ef. 5:22, 23).

1. "Cuerpo". Los redimidos de cada asamblea local constituyen el "cuerpo" de Cristo. Pablo, escribiendo a la asamblea en Roma dijo en Romanos 12:5 "Así nosotros, siendo muchos, somos un solo cuerpo en Cristo."

II. El Espíritu Santo asegura la unidad de la asamblea, Efesios 4:4-6.

III. El Espíritu Santo hace de los redimidos Su templo, 1 Corintios 6:19.

IV. El Espíritu Santo concede Sus dones a los redimidos, 1 Corintios 12:11.

V. El Espíritu Santo gobierna a los redimidos:

1. Llama a los servidores de Dios, Hechos 12:2; 20:28.

2. Él los guía y los sostiene en su ministerio, Hechos 13:4, 8, 9; 16:6,7.

3. Él inspira las decisiones de la asamblea, Hechos 15:28.

4. Él habla a las asambleas, Apocalipsis 2:3.

VI. Él provee para el engrandecimiento de la asamblea, Hechos 9:31. (Continuará)

 

Diez razones de por qué la "Navidad" no es bíblica.

1. No hay tal palabra en las Escrituras y por eso el creyente no debe celebrar la "navidad", Apocalipsis 22:18.

2. Cualquier enciclopedia nos habla del origen pagano de la "navidad", Jeremías 10:2.

3. La "navidad" es el resultado de la invención humana de la "Iglesia Católico-Romana". Nótese la descripción de esa "iglesia" en Apocalipsis 17:5.

4. No hay ninguna evidencia de que los apóstoles celebraran el nacimiento de Jesús. No es sino hasta el siglo IV que se menciona tal celebración. Se escogió esa fecha en particular por ser un día de fiesta pagana. No se hace mención en las Escrituras del día del nacimiento de Jesús.

5. No hay un texto bíblico que nos mande a recordar el día de Su nacimiento, pero sí somos llamados a recordar Su muerte (1 Corintios 11:24). No hay salvación en el nacimiento de Jesús.  La salvación de tu alma del Lago de Fuego es a través de Su muerte. Nuestra fe salvadora descansa en la cruz y no en el pesebre.

6. Las Escrituras mencionan solamente dos celebraciones de aniversarios y ambas terminaron en tragedia, Génesis 40:20, 22 y Marcos 6:21-27.

7. En una búsqueda por las Escrituras encontramos que en el nacimiento de Jesús los pastores y los astrólogos no tienen nada que ver con la "navidad" ya que es una invención humana. Los astrólogos (no sabemos cuántos) vinieron a presentar sus regalos al niño Jesús unos dos años después de Su nacimiento en una casa, no en el pesebre ni en el día de Su nacimiento.

8. Las Escrituras hablan claramente en contra de la glotonería y el exceso de bebidas alcohólicas que son constantes en las fiestas de "navidad".

9.  ¿Y los regalos dados a los niños? No hay nada en las Escrituras acerca de tal costumbre. Esto es un engaño por parte de los comerciantes para tomar el dinero de los padres.

10. ¿Por qué celebrar "días" cuando las Escrituras se pronuncian en contra de tales cosas? Gálatas 4:9-11; Colosenses 2:16; Amós 5:21.

Conclusión: El único día que el creyente debe reconocer es el "Día del Señor" que es el domingo. Hermano, ¡deje el paganismo con su "Santa Claus", sus "árboles" y "luces" e invierta su dinero en la obra misionera! (Fin)  

 

Los "No" del Apóstol Pablo.

INTRO: Existe una carencia de la predicación prohibitiva en las asambleas de hoy. Una breve reseña de las enseñanzas de Pablo nos muestra que muchas veces predicó usando las prohibiciones. A continuación un breve ejemplo de sus muchos usos.

1. Romanos 12:17a.  El propósito de la Ley del A.T. respecto a "ojo por ojo" no fue nunca su aplicación en individuos sino en la sociedad como un todo, con el fin de reforzar la buena conducta entre los semejantes. El creyente debe estar siempre listo para perdonar, Marcos 11:25; Lucas 17:4; Efesios 4:32; Colosenses 3:13.

2. Romanos 14:13a. Juzgar: Mateo 7:1; Romanos 14:4; 1 Corintios 4:5, Santiago 4:12. Véase también: Mateo 7:3; Romanos 15:1; Gálatas 6:1; 1 Pedro 4:8.

3. 1 Corintios 1:10c. Pablo demandó unidad en las decisiones que se toman como asamblea. La única fuente de esa clase de unidad es la Palabra, Hechos 4:32; Efesios 4:3.  Véase 1 Corintios 1:10; 2 Corintios 13:11; Efesios 4:3; Filipenses 1:27; 1 Pedro 3:8.

4. 1 Corintios 4:6 "a no pensar más de lo que está escrito".  El orgullo y la arrogancia fueron problemas grandes en la Página 9   asamblea, véase vs. 18, 19; 5:2; 8:1; 13:3; 2 Corintios 12:20.  Véase Proverbios 17:19; 25:6, 7; 25:27; Isaías 14:13; Mateo 10:37.

5. 1 Corintios 5:11. Pablo esperaba que se separaran de todos los que afirmaban ser "hermanos" pero seguían un patrón constante de vida pecaminosa. Véase Mateo 18:17; Romanos 16:17; 2 Tesalonicenses 3:6; 1 Timoteo 6:5; 2 Timoteo 3:5; 2 Juan 10.

6. 1 Corintios 10:24. "por contienda". Véase Filipenses 2:3. Esta palabra se puede traducir "ambición egoísta" y se refiere a la actitud que produce divisiones, rivalidades y sectarismo. Es el orgullo que lleva a las personas a hacer las cosas a su manera.

7. 1 Corintios 12:25. Dios diseñó los dones públicos para que ocuparan un lugar crucial, e hizo lo mismo con otros dones menos visibles que son definitivos para la vida.  Véase Juan 13:35; 15:12; Romanos 12:9; 1 Tesalonicenses 3:12; 1 Pedro 1:22.

8. 2 Corintios 6:3. Como Pablo, cualquier creyente que participa en un ministerio fiel de reconciliación debería anticipar el ser rechazado y aceptado, aborrecido y amado, así como experimentar alegrías y penalidades. Esto es lo que Jesús ya le había dicho a Sus discípulos que esperaran como resultado de una vida de servicio a Él, Mateo 5:10-16; Lucas 12:2-12.

9. 2 Corintios 7:2. "Agraviar" significa "tratar a alguien de forma injusta", "lastimar a alguien" o "hacer que alguien caiga en pecado". Véase Números 16:15; 1 Samuel 12:4; 2 Samuel 18:12; 1 Reyes 13:8; 2 Reyes 5:16; 12:15.

10. Efesios 4:14. Los creyentes con inmadurez espiritual que no están fundamentados en el conocimiento de Cristo por medio de la Palabra, son proclives a aceptar sin criterio alguno toda clase de errores doctrinales, 1 Tesalonicenses 5:21, 22; Efesios 3:1; 4:20; Hechos 20:30, 31; Romanos 16:17, 18; Gálatas 1:6, 7; 1 Timoteo 4:1-7; 2 Timoteo 2:15-18; 2 Pedro 2:1-3.

11. Efesios 4:28. El robo en cualquier forma es un pecado que no tiene parte en la vida del creyente. Véase Éxodo 20:15; Deuteronomio 23:24; Tito 2:10; 1 Pedro 34:15.

12. Efesios 4:29. "Corrompida" se refiere a algo descompuesto que pudre lo que le rodea. El lenguaje sucio de cualquier clase nunca debería pasar por los labios de los creyentes, Colosenses 3:8; Santiago 3:6-8; Salmos 141:3.

13. Efesios 5:11. La instrucción es simple y directa. Los creyentes deben ser fieles en cuanto a vivir de manera recta y pura, sin tener que ver en lo absoluto con las perversiones y las obras malignas de Satanás y el mundo. Véase 1 Corintios 5:9-11; 2 Corintios 6:14-18; 2 Tesalonicenses 3:6, 14.

14. Filipenses 3:3 "No teniendo confianza en la carne".  Pablo se refiere a la condición humana no redimida que solo depende de la capacidad y los logros individuales, aparte de Dios. El creyente verdadero ve su carne como pecaminosa, sin capacidad alguna para hacerlo merecedor de la salvación ni para agradar a Dios. Véase Romanos 7:18, 25; 8:8, 13; Gálatas 5:17; 6:8; 1 Juan 2:16.

15. 1 Tesalonicenses 4:6. El contexto es el mismo en los vv. 1-8, por eso exige que esto se refiera a todas las consecuencia destructivas de la actividad sexual ilegítima tanto en el ámbito social como espiritual. Véase Mateo 18:6-9.

16. 2 Tesalonicenses 2:3. Hablando de la apostasía. El día del Señor (Su regreso en las nubes para arrebatar a los creyentes) no puede venir hasta que suceda el abandono deliberado de una profesión anterior de fe, lealtad o compromiso. Véase Mateo 24:4; 1 Corintios 6:9; 15:33; Gálatas 6:7; Efesios 5:6; 1 Juan 3:7.

17. 1 Timoteo 1:3 "No enseñen diferente doctrina". Los falsos maestros enseñaban una doctrina diferente a la doctrina apostólica. ¡Ay de los muchos predicadores "pentecostales", presbiterianos, metodistas, luteranos, etc., que cada domingo enseñan falsedades! Hermano, debes ser fiel a la Palabra y no hacer caso de las doctrinas falsas de los hombres. En las páginas de esta revista tienes la verdad. ¡Predícala! (Fin)

 

Acontecimientos principales de los últimos días.

Por Julio Martínez, Cuba.

I. El rapto. Su inminencia (1 Co. 15:51-52; 1 Ts. 4:16-17). 

II. Los siete años de tribulación (Dn. 9:27 [La "semana" profética representa siete años literales]; Mt. 24:21).

III. La batalla de Armagedón. Consiste en una sublevación mundial contra Cristo, y un intento de eliminar a Jesús en su segunda venida (en la primera lo crucificaron y en esta segunda todas las naciones forman el mayor ejército de todos los tiempos para acabar con Cristo) (Ap. 16:13-14).

IV. El milenio. Un período de mil años en los cuales Cristo va a gobernar sobre las naciones, durante este tiempo la tierra y las personas experimentarán las bendiciones del gobierno de Dios y una época de verdadera paz, prosperidad y felicidad (Ap. 20:5-6). 

V. Los cielos y tierra nuevos. En esto evento final Dios crea nuevos cielos y tierra. La antigua creación, dañada por el pecado, es sustituida por una nueva creación y una humanidad transformada que tiene a Jesús por Señor y Salvador (Ap. 21:1; 2 Pe. 3:10). 

VI. La apostasía.

1. Señal de los últimos tiempos (2 Ts. 2:3; 2 Ti. 3:1-5; Hch. 20:29 los lobos rapaces). No los avivamientos.

2. Falsa doctrina. Apartarán de la verdad el oído y se volverán a las fábulas (2 Tim 4:4). Falsos evangelios: sanidades, prosperidad, palabra de fe.

3. ¡Va a aumentar! Lo que estamos viendo es solo el principio, en 2 Tim 2:1-4 Pablo le pide a Timoteo que "predique la Palabra" y le avisa que:

4. No sufrirán la sana doctrina: la gente se aburrirá ante una predicación bíblica.

Página 10   5. Se amontonarán maestros de acuerdo a sus pasiones: es decir, prestarán oídos a los maestros que les predican lo que ellos quieren escuchar. Amontonarse maestros significa que vendrán maestros de todos los colores y gustos que predicarán los temas que la gente prefiera: prosperidad, palabra de fe, sanidades y profecías.  

6. Aplicación: Estar alerta contra la falsa doctrina que se introduce en la iglesia y estudiar la Palabra de Dios. Jóvenes que les gusta el estilo de ciertas campañas que introducen cosas del mundo, se dejan deslumbrar y se tragan lo que les dicen los falsos maestros, y prefieren los libritos "cristianos" siendo desconocedores de la Biblia.

7. La falsa religión mundial: Babilonia, asentada sobre siete montes (Ap. 17.9). El Ecumenismo (base para la persecución) y los intentos del Papa en Asís por unir distintas religiones. Hoy se ve esto en el Concilio Mundial de Iglesias.

VII. Israel.

1. Formación del Estado hebreo. Historia. La guerra de los seis días. Restauración de la tierra.

2. Exilio: En el año 70 d.C. el general Tito destruye el templo y decenas de millares de judíos son llevados presos y vendidos como esclavos por todo el Imperio Romano. Desde entonces han soportado crueles matanzas y diversos intentos de aniquilación: 313 d.C. Constantino hace oficial el cristianismo y sus comunidades empiezan a ser atacadas en el 622 d.C. Mahoma funda el Islam y al no unírseles los judíos, mató a la mayoría de los que residían en Arabia. En el siglo VII fueron desterrados de España. En el siglo XI las cruzadas exterminaron a cientos de miles de judíos. En 1298 d.C. hubo una ola de persecución en toda Europa. En 1350 d.C. la peste negra mató a la cuarta parte de la población de Europa, culparon a los judíos de esta plaga. En 1411 la Iglesia de Roma instituye la Inquisición y millares de judíos son torturados y exterminados. En los días de los zares se calcula que 5 millones de judíos murieron en Rusia. En la II guerra mundial Hitler se propuso acabar con todos los judíos, 6 millones de ellos fueron asesinados.

3. El 14 de mayo de 1948 Ben Gurión leyó la declaración de independencia del Estado de Israel. Era (y es) un pequeño país rodeado de naciones enemigas. Siria, Irak y Egipto habían entrado en su territorio.

4. Guerra de los seis días: dos millones de judíos se enfrentaron contra un ejército de 80 millones de árabes (un judío por cada cuarenta árabes), en esta batalla se recuperó la ciudad de Jerusalén, algo histórico. No sólo fue una proeza militar (los israelíes se hicieron con el control del aire en muy poco tiempo) sino también un claro milagro de Dios. VIII. El templo.

1. Construcción del templo. Holanda: grupos judíos ya tienen listos los instrumentos musicales y materiales. Papel del templo: necesario que haya un templo para que el Anticristo lo profane (2 Ts. 2:4).

2. Qué implica: la desaparición de la Mezquita de Omar, otros estudios dicen que la Mezquita de Omar (Ap. 11:1-2) ocupa actualmente el espacio del atrio (que en tiempos del Apocalipsis será vuelto a ocupar por musulmanes celosos).

IX. La Unión Europea.

1. Profecías de Daniel y Apocalipsis. Cuarta bestia, 10 naciones, la imagen de Nabucodonosor.

Dn. 2:31-45. La imagen que representa a los 4 imperios.

Dn. 2:40. Las piernas de la imagen son Roma (sale de Grecia y se dividió en dos bloques, el imperio romano de oriente y de occidente).

Dn. 2:41-43. Este reino forma parte de ese cuarto reino, es en parte de hierro y en parte de barro, se mezclan por medio de alianzas humanas (43).

Dn. 2:42. Los diez dedos de los pies corresponden a las diez naciones (o reyes) de los que habla Dn.7:7 y Ap. 13:1. Se trata de una federación de naciones sobre las que se levanta el cuerno pequeño (Dn. 7:8, esto es, el Anticristo).

2.  La formación del Estado Europeo es el cumplimiento de esta profecía, al menos de forma inicial, lo que es seguro es que se va a levantar un tremendo imperio en la misma zona en la que dominaba Roma, y en este gobierno formado por varias naciones se levantará un líder que se opondrá a Dios y a Israel.

3. Moneda única: (Ap. 13:16-17) Movimientos que se acercan al sistema económico del Anticristo. ¿Qué le lleva a eso? La inseguridad ciudadana, tomar el control total, y unir su sistema de adoración al comercio.

Una aclaración: Grupos de cristianos se niegan a tener número de la Seguridad Social, o tarjetas de crédito, porque dicen que forma parte del sistema económico de la bestia. Lo que está claro en la Escritura es que este medio de pago está tan directamente relacionado con la adoración al Anticristo que ningún cristiano lo admitirá.

X. Desafío. ¿De qué lado estás? ¿Eres de verdad un creyente o estás jugando a ser creyente? Nacer de padres cristianos no te garantiza la salvación, asistir a la iglesia tampoco. ¿Qué estás haciendo en tu vida? ¿En qué estás invirtiendo tu vida?

      Sólo tienes una vida para vivir, lo cual significa que solo puedes invertir esta vida de una manera: o la inviertes en las cosas de este mundo o la inviertes en el Reino de Dios. Lo único que vale la pena en este mundo es vivir para Dios, aprovechar el tiempo y hacer algo útil para Su gloria. (Fin)

 

Las últimas cosas.   

      Hermanos: Estamos viviendo en días peligrosos. Todos los acontecimientos muestran que el regreso del Señor pue

de  ser pronto. Como pastores es nuestro deber enseñar a

 

 

Página 11   nuestras congregaciones a vivir como si Jesús viniera mañana. Lo que sigue te ayudará en tus enseñanzas.

I. El carácter de la Segunda Venida de Jesús el Cristo.

1. Es personal y corporal (Hechos 1:11).

2. Consta de dos etapas:

(1) Primera etapa, en el aire, para recoger (POR) a los redimidos (1 Tesalonicenses 4:16, 17). Los cuerpos de los salvos serán levantados de sus tumbas y transformados en cuerpos glorificados, a los que se unirán sus almas (que han estado en el Tercer Cielo). Los creyentes que viven verán cambiados sus cuerpos carnales en cuerpos glorificados.

(2) Segunda etapa. Después de los siete años de la Gran Tribulación Jesús vendrá otra vez CON los salvados (2 Tesalonicenses 1:7-9). Es esta etapa del retorno de Jesús la que señalará el comienzo de Sus tratos con Israel y las naciones como Mesías y Rey.

3. Visible (Hebreos 9:28). En la primera etapa Jesús será visible a los redimidos pero en la segunda etapa será visto por todo el mundo.

4. Repentina (Apocalipsis 22:20).

5. Inminente (Tito 2:13).

6. Cercana (Lucas 21:28).

(1) Señales en los cielos (Lucas 21:25a).

(2) Señales en la tierra (Lucas 21:25, 26).

  A. Guerras (Mateo 24:7).

  B. Hambre (Mateo 24:7).

  C. Terremotos (Mateo 24:7).

  D. Medios de comunicación multiplicados (Daniel 12:4).

  E. Inquietud y desorden industrial.

  F. Apostasía e interés demoníaco (1 Tesalonicenses 4:1).

  G. Señales comerciales (Apocalipsis 13:16, 17).

  H. Señales políticas (Daniel capítulos 2 y 7).

  I. Señales judías (Mateo 24:32-34).

7. Es la gloria y esplendor del Hijo de Dios (Mateo 24:30; Tito 2:13 con Éxodo 19:9; véase Éxodo 24:15; 34:5; Números 11:25; Salmo 97:12; 104:3; Isaías 19:1; Mateo 11:54; 17:27; Marcos 8:38; Lucas 21:27; Hechos 1:9-11; Apocalipsis 1:7; 14:14).

II. El propósito de la Segunda Venida de Cristo:

1. En relación con los redimidos:

(1) Su resurrección de la tumba (1 Tesalonicenses 4:16; 1 Corintios 15:22, 23).

(2) La transformación de los vivos (1 Corintios 15:51, 52).

(3) El arrebatamiento de todos de los creyentes (1 Tesalonicenses 4:17).

(4) Para su juicio y su recompensa por lo que han hecho durante la vida cristiana (2 Co. 5:10; 1 Co. 3:12-15).

(5) La consumación de la relación matrimonial entre Cristo y los redimidos (Apocalipsis 19:7-9. Mateo 25:1-10; 2 Corintios 11:2; Efesios 5:25-32).

(6) El establecimiento de la esposa en su hogar en la Nueva Jerusalén (Apocalipsis 21:2; Juan 14:2, 3; 1 Tesalonicenses 4:17; Apocalipsis 21:9, 10).

2. En relación con los malos:

(1) Ellos participarán en las experiencias de los siete años de tribulación (2 Tesalonicenses 2:7-12; Apocalipsis 3:10; 16:1-14).

(2) Los identificados con los ejércitos del Anticristo son destruidos en la tierra en la revelación de Cristo (Apocalipsis 19:19-21, véase Zacarías 14:3-12; 2 Tesalonicenses 1:7-9; 2:8).

(3) Los clasificados como las "naciones," representadas por los cabritos, son destruidos en juicio y sujetos a la condenación eterna (Mateo 25:31, 32, 41).

(4) Los que son abiertamente malos durante la edad del reino de mil años son juzgados inmediatamente (Salmos 101:5-8; 72.4-6; Isaías 26:9; Miqueas 5:8-15).

(5) Son resucitados al concluir el reinado de mil años para su juicio final (Apocalipsis 20:12; Juan 5:28, 29).

(6) Ellos son traspasados al lugar de la condenación final (Apocalipsis 20:15; Lucas 12:4, 5).

Conclusión: Toda esta información debe ser un incentivo para el creyente a vivir una vida santa que incluye:

1. Vigilancia (Mateo 24:42-44.  Véase Mateo  25:13; Marcos 13:32, 37; Lucas 13:35; Apocalipsis 16:15).

2. Sobriedad (1 Pedro 1:13; 1 Ts. 5:2-6; 1 Pedro 4:7).

3. Paciencia (Hebreos 10:36, 37; Santiago 5:7-9).

4. Hacer morir las pasiones carnales (Colosenses 3:3-5; 1 Juan 3:2, 3).

5. Constancia en la prueba (1 Pedro 1:6, 7; 4:13).

6. Comunión permanente (1 Juan 2:28).

7. Amor fraternal (1 Tesalonicenses 3:12, 13).

   Para que la segunda venida tenga valor práctico para la vida que vivimos ahora:

1. Debe ser reconocida como una esperanza segura (Hebreos 6:18-20).

2. Tiene que ser considerada como una esperanza viva, esto es, una esperanza para la cual hemos "renacido" (1 Pedro 1:3).

3. Luego se convierte en una vida y experiencia diaria, una esperanza bienaventurada (Tito 2:13).

4. Se torna en una esperanza purificadora, y esta purificación se extiende hacia toda relación y ámbito de la vida (1 Juan 3:3).

   Un motivo para una vida de servicio fiel que incluye:

1. Fidelidad (Lucas 12:42-44; Mateo 25:19-21; Lucas 19:12, 13).

2. Constancia en el ministerio (2 Timoteo 4:1, 2; 1 Pedro 5:2-4).

3. Celo para testificar a los incrédulos (1 Tesalonicenses 1:5, 6, 9-10; 2:19, 20; 1 Corintios 4:3-5). (Fin)

 

La vida llena (controlada) por el Espíritu Santo.

LECTURA: Romanos 12:9-21.

TEXTO: Efesios 5:18.

Página 12   INTRO: Este pasaje suministra una lista completa  y obligatoria de rasgos que caracterizan la vida llena (controlada)  por el Espíritu Santo (Juan 15:8; Efesios 2:10). Pablo presenta estas características: (1) deberes personales, v. 9; (2) deberes familiares, vv. 10-13; (3) deberes con los demás, vs. 14-16; (4) deberes con aquellos que nos consideran sus enemigos, vv. 17-21.

1. Tratamos primero con el "amor", v. 9. La virtud suprema del N.T. que se centra por completo en las necesidades para su satisfacción (Mateo 22:37-39; Gálatas 5:22; 1 Pedro 4:8; 1 Juan 4:16).

2. Fingimiento (véase Mateo 6:2, "hipócritas", una descripción de los incrédulos que se engañan a sí mismos). El amor cristiano debe mostrase con pureza y sinceridad, sin egoísmo o duplicidad.

3. "Amaos", v. 10. Dedicarse a los demás creyentes con un amor familiar que no se basa en la atracción o la preferencia personal (1 Tesalonicenses 4:9). Esta cualidad es la manera principal en que el mundo puede reconocernos como seguidores de Cristo (Jn. 13:35; 1 Jn. 3:10, 17-19).

4. "Prefiriéndoos", mostrar apreciación y admiración genuinas hacia los hermanos en la fe, a fin de cederles nuestro lugar sin esperar nada a cambio (Filipenses 2:3).

5. Versículo 11. Todo lo que vale la pena hacer en la vida cristiana tiene valor suficiente para que se haga con entusiasmo y esmero (Juan 9:4; Gálatas 6:10; Hebreos 6:10, 1; 2 Tesalonicenses 3:13). "Fervientes en espíritu" a fin de tener calor suficiente para producir la energía adecuada y productiva, pero no tanta que se pierda el control (Hechos 18:25; 1 Corintios 9:26, Gálatas 6:9).

6.  Versículo 12. "Gozosos" por el regreso de Cristo y nuestra redención (Mt. 25:21; 1 Co. 15:58; 2 Ti. 4:8). "Sufridos", perseverancia, un término que se refiere a la resistencia y la capacidad de mantenerse firme bajo el peso y la presión sin sucumbir (Romanos 15:5; Colosenses 1:22, 23; 2 Tesalonicenses 1:4; Apocalipsis 14:12). "Tribulación" (Romanos 5:3), una palabra que hace alusión a las presiones exteriores, a las tribulaciones que acontecen a los creyentes (Mateo 5:10-12; Juan 15:20; 2 Corintios 4:17; 1 Tesalonicenses 3:3; 2 Timoteo 3:12; 1 Pedro 4:19). "Constantes en la oración" (Hechos 2:42; 1 Tesalonicenses 5:17; 1 Timoteo 2:8).

7. Versículo 13. "Compartiendo", una palabra que alude a la noción de comunidad, asociación o participación mutua, compañerismo, comunión (Hch 2:42, 41; 4:32; 1 Ti. 6:17, 18). "Practicando la hospitalidad": procurar el amor hacia los extraños (Hebreos 13:2; véase 2 Timoteo 1:16-18; 3 Juan 5-8; Lucas 14:12-14). Los líderes de la asamblea deben dar ejemplo activo de esta virtud (Tito 1:8).

8. Versículo 14. "Bendecid", tratar a los enemigos como si fueran amigos (Lucas 6:27-33, Mateo 5:44; Lucas 23:34; Hechos 7:60; 1 Pedro 2:21-23).

9. Versículo 15. "Gozaos (...) llorad", alegrarse en las bendiciones, la honra y el bienestar de otros, sin importar cuál sea la situación nuestra (1 Corintios 12:26, 2 Corintios 2:3), y ser sensibles y compasivos frente a las penurias y tristezas de los demás (Colosenses 3:12; Santiago 5:11; Lucas 19:41-44; Juan 11:35).

10. Versículo 16. "Unánimes", ser imparciales (Santiago 2:1-14; Hechos 10:34; 1 Timoteo 5:21; 1 Pedro 1:17). "No altivos", personas arrogantes y orgullosas (Filipenses 2:3). "Sabios", debemos liberarnos de toda jactancia y de cualquier sentimiento de superioridad frente a los demás (Romanos 1:22).

11. Versículo 17. "No paguéis", hablando de la conducta entre los demás (1 Tesalonicenses 5:15, 1 Pedro 3:8, 9).  "Procurad lo bueno", mantener una conducta correcta de forma visible.

12. Versículo 18. "Si es posible", aunque debemos hacer todo lo que sea posible para estar en paz con todos, no siempre será así.

13. Versículo 19. "Ira", es exclusiva de Dios (Salmos 2:5, 12; Isaías 51:17; Jeremías 25:15, 16; Juan 3:36; Romanos 9:22; Efesios 5:6; Colosenses 3:5, 6). "Venganza", la retribución divina según la cita de Deuteronomio 32:35.

14. Versículo 20. "Ascuas de fuego", esto representaba el dolor calcinante de su vergüenza y culpa. Si los creyentes ayudan con amor a sus enemigos, esto les producirá vergüenza por su odio y hostilidad (Proverbios 25:21, 22).

15. Versículo 21. ¡Buen consejo! (Fin)

 

La salvación.

(Tomado de la Biblia anotada de Scofield).

TEXTO: Romanos 1:16.

INTRO: Las palabras traducidas "salvación" implican las ideas de liberación, seguridad, preservación, curación, salud. La salvación de un alma del Lago de Fuego es la gran palabra inclusiva de las Buenas Noticias que reúne  y expresa en sí misma todos los actos y procesos redentores:

1. Justificación (estar correctos con Dios), absolver, rectificar o hacer justa una cosa. Es el acto judicial de Dios mediante el cual, en base a la meritoria obra de Cristo, se justifica al pecador arrepentido que recibe la justificación por la fe, se ve liberado de la pena y se considera justificado. (Hechos 13:38, 39; Romanos 3:24-26; 4:5-8).

2. Redención, rescatar, recobrar una cosa perdida. Liberación de la esclavitud del pecado y goce de una nueva libertad por el sacrificio del Redentor Jesús. La muerte de Cristo es el precio del rescate. El vocablo contiene tanto la idea de la liberación como del precio de la misma, es decir, el precio del rescate (Romanos 3:24; Gálatas 3:13; Efesios 1:7; 1 Pedro 1:18, 19).

3. Gracia (favor no merecido). Término empleado por los escritores bíblicos con una amplia gama de significados: encanto, dulzura, hermosura (Salmos 45:2). Es la actitud de Página 13   Dios para con los hombres (Tito 2:11); el método de salvación (Efesios 2:8, 9); lo opuesto al legalismo (Gálatas 5:4); el impartimiento del poder y de los dones espirituales (2 Timoteo 2:1); la libertad que Dios brinda a los hombres (Judas).

4. Propiciación, cubrir. Acción que apacigua la ira de Dios a fin de que Su justicia y santidad sean satisfechas y pueda perdonar el pecado. La propiciación no hace misericordioso a Dios sino hace posible el perdón divino. Por esto debe proveerse una expiación. En el A. T. esta expiación consistía en sacrificios de animales. Ahora consiste en la muerte de Cristo por el pecado del hombre. Por medio de la muerte de Cristo se hace propiciación (cubrir) para el pecado del hombre (Romanos 3:25; 1 Juan 2:2).

5. Imputación. Atribuir a otro una culpa, delito o acción.  Algunos aspectos de esta doctrina en el N. T. son: la imputación del pecado de Adán a su posteridad; la imputación a Cristo de los pecados del hombre; la imputación de la justicia de Cristo al creyente (Génesis 2:3; Romanos 3:24; 5:15; Gálatas 5:4; Tito 3:7; 1 Pedro 2:24).

6. Perdón. Es una relación que se establece entre el hombre y Dios y entre el hombre y el hombre, según la cual se deponen resentimientos o se dan satisfacciones por ofensas recibidas. La ofensa puede haber sido por quitarle a una persona su propiedad, anularle sus derechos o inferirle un insulto a su honor; también puede ser por la violación de una ley moral. El perdón está condicionado por el arrepentimiento y el deseo y voluntad de hacer reparaciones. El perdón de los pecados se basa en la muerte expiatoria de Cristo (Colosenses 1:14; 3:13). Cristo sostuvo Su autoridad para perdonar pecados (Marcos 2:5, 7; Levítico 7:48, 49).  Dios exige una base justa para perdonar al pecador. Esa base la constituye la obra redentora de Cristo (Éxodo 34:9, 1 Samuel 15:24; Isaías 55:7).

7. Santificación (separación, poner aparte). Separación del mundo y consagración a Dios. Santificar cualquier cosa es declarar que pertenece a Dios. Puede referirse a personas, lugares, días y estaciones, y objetos utilizados para el culto (Éxodo 13:2; 19:5, 6; 29:27, 44; Levítico 27:14; 16; Números 3:12; Nehemías 13:19-22). En un sentido ético, significa la conformación progresiva del creyente a la imagen de Cristo, o el proceso mediante el cual la vida se hace moralmente santa. La santificación se obtiene por la obra redentora de Cristo, y la obra del Espíritu Santo que mora en nosotros. Comienza con la regeneración y se completa cuando vemos a Cristo.

8. Glorificación (Romanos 8:30). Un acontecimiento futuro con el fin de recalcar su certidumbre (véase vv. 18, 21; 2 Timoteo 2:10).

      La salvación tiene tres tiempos o aspectos:

1. El creyente ha sido ya salvo de la culpa y la pena del pecado y está seguro en su salvación (Lucas 7:50; 1 Corintios 1:18; 2 Corintios 2:15; Efesios 2:5, 8; 2 Timoteo 1:9).

2. El creyente está siendo salvo del hábito y dominio del pecado (Romanos 6:14; Filipenses 1:19; 2:12, 13; 2 Tesalonicenses 2:13; Romanos 8:2; Gálatas 2:19, 20; 2 Corintios 3:18).

3. El creyente será salvo en el sentido de ser conformado completamente a la imagen de Cristo (Romanos 13:11; Hebreos 10:36; 1 Pedro 1:5; 1 Juan 3:2).

      La salvación final del alma del infierno, el Lago de Fuego, es por gracia (favor no merecido) mediante la fe, es una dádiva gratuita y completamente aparte de las obras (Romanos 3:27, 28, 4:1-8; 6:23; Efesios 2:8).

      El orden divino es:

1. Primero, la salvación.

2. Segundo, las obras (Efesios 2:9, 10; Tito 3:5-8). (Fin)

 

Por qué soy un Bautista No Conformista.

Por el Editor.

      En primer lugar no aceptamos el uso de la palabra "iglesia" por ser una palabra inventada, no traducida, usada primeramente por los Católico-Romanos, luego adoptada por los "protestantes" y finalmente por los "evangélicos".  Nosotros no somos "católico-romanos", ni "protestantes", ni "evangélicos" porque tuvimos nuestro principio siglos antes de que aparecieran tales movimientos. Los "católicos" (universales) poco a poco y durante varios siglos llegaron a estar con los que dejaron la doctrina pura de Jesús y los Apóstoles (1 Juan 2:19), aceptando las doctrinas inventadas por Satanás. Su organización es una mezcla de superstición, paganismo y de parte de las Escrituras. Los "protestantes" salieron de los "católicos" llevando consigo algunas de sus doctrinas falsas. Los "evangélicos" emergieron de los "protestantes" y han inventado sus propias doctrinas falsas.

      La historia humana muestra que desde los días de Jesús y Sus discípulos había asambleas como las que Él comenzó durante Su ministerio. Usaron varios nombres, normalmente el de sus líderes, pero fueron fieles a las enseñanzas del N. T. Repito: En cada siglo de la historia se pueden encontrar asambleas que fueron fieles a las Escrituras.

      No tenemos ninguna organización. Casi todos los "bautistas" están unidos en una organización hecha por  hombres y dirigida por hombres para el beneficio de esos hombres. Tienen presidentes, directores, artículos de fe, credos, etc. No encontramos nada de esto en las Escrituras. Todo es el resultado de la invención humana.

      No aceptamos ni usamos el título de "reverendo" o "doctor" como lo usan los católico-romanos, protestantes y evangélicos. Somos simplemente "hermanos". Cuando un predicador usa el título de "reverendo" o "doctor" está colocándose más arriba de los demás creyentes. Es pecado de orgullo. Todos los creyentes son iguales ante Dios y el ser un predicador no requiere la necesidad de usar un "título". ¡Qué vergüenza!

Página 14  No tenemos compañerismo con los demás "bautistas", sea independientes, de la convención, etc. porque ellos:

1. Sumergen niños (no bebés) que no tienen edad para saber qué es pecado ni pueden arrepentirse, y no entienden lo que es la fe. Practican esto solo para agradar a los padres. Nosotros creemos que los niños pueden ser salvos si el Espíritu Santo ha hecho una obra en sus corazones, y esperamos hasta que tengan doce años de edad (no hay textos bíblicos para sostener esto) para sumergirlos.

2. Los bautistas independientes y los de la convención enseñan la "creencia fácil" de que solamente una profesión de fe hecha de labios es suficiente para la salvación del alma del infierno. No hay cambio de vida, no producen frutos, viven igual después de ser "salvos" que antes de hacer su profesión de fe. Hasta que no haya una obra de convicción por parte del Espíritu Santo en la persona, esta está muerta y no puede creer ni arrepentirse.

3. Enseñan que los miembros tienen que dar un "diezmo", obligatoriamente, cosa que no se menciona en el N.T. sino con referencia a los judíos. Nosotros creemos que la salvación de nuestra alma del infierno vale más que el diez por ciento de nuestros ingresos. Cada creyente debe dar tanto que como le sea posible a fin de cumplir con la Gran Comisión.

4. Los pastores de las asambleas bautistas independientes, de la convención, son muy orgullosos y hacen alarde de la cantidad de personas que asisten en los cultos, compitiendo con otras asambleas para ver quién puede tener más gente en las reuniones. La obra es de Dios, ¡qué importa la cantidad en los cultos!

5. Usan títeres, muñecos y otras cosas para atraer a los niños para que hagan profesión de fe. Usan el "Libro sin palabras" para "ganar" un niño para Cristo. Son muy liberales distribuyendo dulces, comidas y premios para atraer gente a sus reuniones.

6. Observan la Cena del Señor en forma abierta permitiendo que todo el mundo participe. La Cena debe ser compartida solamente por los miembros de la asamblea cuya conducta ha sido observada por los demás miembros.

7. Usan pinturas y retratos del "Cristo" en sus aulas de reunión lo cual es idolatría y está prohibido en las Escrituras.

8. Dicen que la asamblea de Jesucristo tuvo su principio en el Día de Pentecostés, cuando el N.T. dice bien claro que Jesucristo la comenzó durante Su ministerio terrenal.

9. Casi todos los bautistas siguen las enseñanzas falsas de Jacobo Arminio (teólogo holandés) en su trato con los perdidos. Dicen que si una persona quiere ser salva tiene que pedírselo a Dios, olvidando que la salvación es un don, un regalo de Dios, algo que se acepta y que no se pide. Usan la "oración del pecador" para instruir a la gente a ser salva.  No existe tal enseñanza en el N.T.

10. Toman las ofrendas en sus aulas de reuniones como los católico-romanos, poniendo una canasta en la cara de toda la gente, pidiéndole incluso a los incrédulos. Las ofrendas deben ser voluntarias y puestas en una caja a la entrada del local.

11. Ponen mucho énfasis en "ganar almas para Cristo", tal cosa no se encuentra en el N.T. Nadie puede "ganar" almas.  La salvación es la obra del Espíritu Santo. El creyente es enviado a testificar a todo el mundo, a mostrarle al pecador su condición perdida y cómo arrepentirse de sus pecados y recibir (no pedir) a Jesucristo como Salvador.

12. Las asambleas "bautistas" están llenas de gente inconversa, incrédula, que han hecho "una profesión de fe" pero que no han "nacido de nuevo". Asisten fielmente, ponen sus "diezmos" en la canasta y salen viviendo como el mundo, sin testimonio y sin esperanza. ¡Con razón nuestras asambleas están muertas!

13. Usan películas y otras atracciones del mundo para atraer gente a los cultos, en vez de hacer como dicen las Escrituras: "Vayan de casa en casa".

      Ahora pueden ver la razón por la cual yo, James Alvino Nelson, soy un Bautista No Conformista. (Fin)

 

La última palabra.

     Esta obra de amor por parte de J. Alvino Nelson y su esposa Janet Eva se envía gratis por correo postal o electrónico a todo aquel que la solicita.

      Los gastos son sufragados por hermanos que desean poner en tu mano bosquejos para predicar basados en las Escrituras. Contamos además con la ayuda de otros hermanos en la corrección del material que publicamos.

      Tenemos disponibles C.D. mp3 con los programas radiales "Que Creemos" de 30 minutos cada uno.  Son enviados gratis.

       Recuerde que si usted no ha solicitado la renovación de su suscripción para el año 2010 este será nuestro último envío. Puede escribirnos a: jan23@cox.net, o directamente a nuestra dirección postal:

 

Hojas de Oro

660 South Front Street

 Salina, KS, 67401

EE.UU.