Hojas de Oro, April, 2004

 

Año XXXIV. No 4

 

 

 

Índice:

... Unas Palabras

... Los Judíos Y Los               Gentiles

 ... La Salvación, III

... Descripción De Los Dones, V

... Las Creencias de Los B.N.C. Acerca De Los   Demonios

   ... Acerca del Divorcio             .

... Viviendo La Vida Nueva, I

... Viviendo La Vida Nueva, II

... Errores De Los Adventistas Del        Séptimo Día

... "¿Bajo Que Ley Están Cristianos? I

... La Resurrección

Unas Palabras Por el editor

Esta publicación está dedicada a la propagación de las verdades bíblicas. Yo no pertenezco a ninguna organización hecha por hombres. Mi esposa, Janet, y yo somos miembros de una asamblea Bautista no conformista.

Todas las denominaciones "cristianas" han sido hechas por hombres o mujeres. Esta es la razón porque hay tan­tos errores doctrinales, porque no siguen las enseñanzas de Jesucristo y los apóstoles.

En algunos de los artículos de esta revista usted va a ver: "Las Creencias de los B.N.C." (Bautistas No Con­formistas). Por favor, recuerde que hay docenas de de­nominaciones "bautistas" con sus organizaciones y sus propias doctrinas, hay muchas que son falsas. Yo no ten­go parte con ellas.

Un "Bautista No Conformista" es uno que ha sido sal­vada su alma del infierno por la gracia de Dios, que ha sido sumergido en agua bajo de la autoridad de una asam­blea, que enseña todas las Escrituras, incluyendo -la obligación de llevar a cabo la Gran Comisión.

¿Por qué el uso de la palabra "bautista"? Usamos esta palabra para set identificados con Jesucristo, Dios el Hijo, que fue sumergido por aquel hombre, enviado de Dios, Juan el Sumergiste. Yo prefiero el uso del término: "Sumergiste No Conformista" pero nadie entendería que es. Podemos decir que Jesucristo fue un "bautista" en el sentido que É1 reconoció a Juan como varón enviado por Dios el Padre.

Juan ha sumergido a todos de los hombres que él Se­ñor escogió para ser Sus discípulos, pues, podemos decir que todos ellos eran "bautistas" identificado con Juan .

Todos los creyentes de la primera EKKLESIA de Jerusalén fueron sumergidos por Juan e1 Sumergiste o por uno de los discípulos de Jesucristo. Cuando aquellos creyentes salieron a comenzar asambleas nuevas, todos, habían sido sumergidos por Juan, o por alguno de los discípulos. Aquellas asambleas eran reconocidas por la ciudad donde estaban.

Ya que Jesucristo no indicó un "nombre" para Su EKKLESÍA, entendemos que no es necesario usar uno, muchos dicen: "Somos Hermanos", y esta muy bien, pero una vez que pone el nombre de una denominación, usted está fuera de las Escrituras, usted es un seguidor de hom­bres, no de Jesucristo.

Tratamos, en esta revista, la cual es enviada gratis (hemos oído de algunos tratando a venderlas, ... ¡que vergüenza!), de llamar su atención a muchas temas bíblicos que serán útiles en la predicación a una asamblea.

Vivimos en días tremendos y yo espero el regreso de Jesu­cristo en cualquier momento, pero voy a continuar testifi­cando a todo el mundo y cumpliendo con la Gran Comi­sión hasta ese momento.

Si usted, hermano predicador, no está preparando a su congregación para vivir correctamente en estos días tan pecaminosos, hay que comenzar este domingo avisándo­los de la Segunda Venida y las consecuencias sobre los creyentes que no están viviendo la vida cristiana en forma correcta.

Pido su ayuda: Yo estoy convencido que esta revista, con 34 años de publicación, puede ser una bendición en las vidas de muchos predicadores. Ya que mis hermanos paisanos pagan el costa del papel y el porte (Janet Eva y yo donamos todo de nuestras labores, yo gano nuestra vida por ser técnico de pianos y predicar) podemos conti­nuar enviándola gratis. Por favor, tome tiempo para escribirnos e incluya los, nombres y direcciones postales correctas vamos a enviarles la revista cada mes,

Los Judíos Y Los Gentiles (Adaptado del libro de Clarence Larkin)

INTRO: Después de la división del reino de las doce tribus el término "Judío" servia para designar a los miem­bros del reino del norte. Después de la cautividad de Babilonia, todos los hebreos fueron llamados ''judíos''.

La palabra "gentil" (hebreo GOY) quiere decir: foráneo, pagano, nación, una persona no judía.

   Las Escrituras tratan con tres clases de personas: los Judíos, los gentiles, y los que están en el cuerpo de Cristo.  Los Judíos y los gentiles son vistos muy distintos uno del otro, mientras el cuerpo de Cristo está compuesto de Judíos y gentiles una vez redimidos .

  Toda la raza humana. que no sea judío, es gentil. Los Judíos, como nación, están puestos a un lado en el plan eterno de Dios, pero en el futuro (y quizás muy pronto) ellos serán restaurados para su propia .nación (como está sucediendo ahora) para llegar a ser "La Cabeza" de todas de las naciones, porque hoy, los gentiles, son los gober­nantes de las naciones, Lucas 21:34. (Los "tiempos de los gentiles" comenzaron con el cautiverio de Judá bajo Nabucodonosor, 2 Crónicas 36:1-21, tiempo desde el cual Jerusalén había estado bajo el dominio gentil hasta el ano de 1948)

I.  Los judíos tuvieron su origen cuando Dios llamó a Abraham para ser el "padre" de una nación nueva Génesis  12:1-3. Esta fue el principio de la "Cuarta Dispensación, la de la Promesa, desde el llamamiento de Abran hasta la promulgación de la Ley, Génesis 12:1 hasta Éxodo 19:8. Aquella historia no tiene paralelo. La preservación de la raza judía ha sido un milagro. Ninguna nación ha producido tantos hombres de renombre: Israel, Isaías, Jeremías, Ezequiel, Daniel, y el mas importante: el Hombre de Galilea.

l. Como podemos dar razón de esto?

1. Dios levantó a los judíos para declarar y enseñar que " ... hay un solo Dios ... ", Deuteronomio 6:4.

2. Dios los levantó para ser los escritores, preservadores, y transmisores de la Palabra de Dios, Romanos 3;1, 2.

3. Dios los levantó para producir al Mesías, el Salvador el "Hijo de David", Isaías 7:14.

4. Dios los levantó para salvar el mundo de la putrefacción moral, dándoles los "Diez Mandamientos" para se­guirlos.

(1) La condición degenerada, degradada, depravada de hoy, se debe a que los judíos perdieron su "sabor, sazón". Cuando Jesucristo les habló en Mateo 5:}3" dijo que

:".vosotros Sois la sal de La tierra ... ". ¿No es la condición de hoy el cumplimiento de Oseas 3:4? Véase Lucas 21:24; Romanos 11:25 (La "plenitud de los gentiles" es la consumación del propósito de Dios en la edad presen­te; es a saber, el llamamiento de entre los gentiles de un pueblo para llevar el Nombre de Jesucristo, " ... La asam­blea que es Su cuerpo ... ", Efesios 1:22,23. Esta expre­sión debe distinguirse de "los tiempos de los gentiles", Lucas 21:24.

II. La restauración futura de los judíos a su propio 1ugar. 1. Como un hecho, Amos 9:13-l5 habla de una restaura­ción todavía en el futuro, véase Isaías 11:11; 43:5-7; Jeremías 16:14, 15.

2.  Como en tiempo, Lucas 21:24.

3.  Como en manera:

(1) Recogidos en incredulidad, Ezequiel 36:24-27.

(2) Pero, antes de ser redimidos, tienen que ser juzgados, Ezequie1 30:34-38. Véase 22:17-22; Malaquías 3:1-3; Zacarías 13:9.

A En su historia, los judíos nunca han experimentado algo tan severo como lo que ha de venir " ... tiempo de angustia ... ", Jeremías 30:4-7; Daniel 12:1 dice que serán los siete años de la Gran Tribulación, Mateo 24:15':31.

B. EI resultado de aquel juicio será que los judíos clamaran a Dios por misericordia, Zac. 12:10; Isaías 66:8.

III. Aquí trataremos con los "gentiles". Las naciones predominantes en el pasado han sido Egipto, Asiria, Ba­bilonia, Media-Persia, Grecia y Roma. Cuando los judíos cayeron en idolatría, fueron llevados cautivos a Babilonia y su tierra fue ocupada por los gentiles.

1. En e1 año 606, antes de Cristo, el poder supremo mun­dial pasó a las manos de Nabucodonosor de Babilonia y este fue el principio del "tiempo de los gentiles", Lucas 21:24 (no debe confundir esto con "la plenitud de los gentiles ... ").  Romanos 12:25 habla de los gentiles que son recogidos para formar el cuerpo de Cristo ya que aquella "plenitud" comenzó con el ministerio de los apóstoles y terminará cuando comiencen los siete años

de la Gran Tribulación.

IV.  Los "tiempos de 100 gentiles" son explicados en deta­lle en el Libro de Daniel.

1. Explica el sueno de Nabucodonosor y de las cuatro visiones que Dios dio a Daniel con relaci6n a los "tiem­pos de los gentiles".

2. EI sueño de Nabucodonosor: Él vio una imagen grande que simbolizaba los reinos del mundo en su unidad y en su sucesión en la historia.

(1) EI dominio por los gentiles se representa por un "hombre metálico".

(2) La degeneración de aquellos reinos mundiales se vista en el valor del metal usado que disminuye. .

(3) El peso de la imagen también se deteriora porque la imagen es más pesada en la parte superior.

(4) Los cuatro metales usados representan "cuatro reinos mundiales" que han de subir en poder, uno atrás del otro, según Daniel 2:37.40.

(5) Solamente cuatro grandes reinos están por suceder desde Nabucodonosor hasta la "Segunda Venida" de Jesús:  el Babilónico; el Medo-Persa; el de Grecia y el de Roma, Daniel 2:38-40; 8:20, 21; 9:26

(6) La imagen terminará siendo golpeada en los pies por "una Piedra", Daniel 2:34, 35, y con un sólo golpe será destruida.  Este será un acto de juicio.

(7) Aquella Piedra representa a Jesucristo.  Como los cuatro reinos han sido literales, así será el quinto.  El reino de Jesús de mil años sobre esta tierra ha de venir.

(Estos estudios continuarán)

 

La Salvación, III

(Tornado de una obra por EEl-online) TEMA: Los Efectos De La Regeneraci6n

INTRO: Job hizo la siguiente pregunta: ¿Y cómo se justificará el hombre con Dios? 25:4. El carce1ero pre­gunto: ¿Qué debo hacer para ser salvo? Hechos 16:30. Ambos hombres expresaron una de las preguntas con mayor trascendencia: ¿de qué manera puede cancelar su deuda con Dios el ser humano y estar seguro de que ha sido aprobado por su Hacedor? Véase Romanos 1:17

Tanto judíos como gentiles han sucumbido en las pro­fundidades del pecado y de la idolatría. Las Escrituras enseñan que no existe excusa para ignorar la existencia de Dios porque poseemos una revelación Suya en la mis­ma naturaleza, y una conciencia que aprueba ó desaprue­ba nuestras acciones, véase Romanos 1:19, 20; 2:14-16.

El ser humano está condenado irremisiblemente a me­nos que reciba un acto de la justicia divina.  ¿Cual es esta Justicia que el hombre tanto necesita? ¡Es un estado (posición) de justicia!

I. "Gracia" significa primordialmente: "un favor o dispo­sición en la mente de Dios". La gracia es el trato de Dios con el hombre pecador, absolutamente aparte de la cues­ti6n de meritos o deméritos. La gracia de Dios no equi­vale a tratar al pecador según lo merece, o mejor de lo que merece. ¡No! La gracia de Dios hacia los pecadores se ve en el hecho de que El mismo, por medio de la expiación de Jesucristo (Dios el Hijo), paga toda 1a deuda por el pecado, su pena y su poder, por lo cual puede per­donar, limpiar, liberar con justicia al pecador, sin tener en cuenta sus meritos o deméritos.

1. Pues, somos salvos por gracia la cual es la fuente de nuestra justificación y no por misericordia, ya que:

 (1) Gracia es el acto jurídico de la justicia de Dios.

(2) Misericordia es un acto de bondad del amor de Dios.

2. ¿De qué manera puede Dios tratar a un pecador como a una persona justa? Respuesta: Dios le proporciona justi­cia.

3. ¿Es justo dar a un pecador el titulo de "bueno y justa" cuando no se lo ha ganado? Repuesta: El Señor Jesucris­to lo ha ganado para el pecador y en representación suya, a quien entonces ha declarado justo.

4. Las Escrituras declaran que nuestras justicias (no noso­tros) son como trapo de inmundicia, Isaías 64:6. La Única esperanza del hombre, entonces, consiste en tener la única justicia que Dios acepta: la justicia de Jesucristo. Esta justicia nos debe ser imputada o atribuic1a: "el acto por e1 cual Dios nos acredita esta justicia se denomina imputación o atribución". ("Im-putación" es cargar so­bre una persona las consecuen-cias de los actos de otros)

II. ¿Cual es el instrumento por el cual el hombre se adue­ña de la justicia de Jesucristo? Una fe personal en la obra final de Jesucristo en la cruz.

1. La fe es, por así decirlo, la mana que recibe lo que Dios ofrece. El que esa fe sea el agente de la justiflca­ción lo vemos en Romanos 3:21, 22; Filipenses 3:9;

Hebreos 11:7.                                                                       .

2. La doctrina de la justificación por la gracia de Dios remueve o destruye dos peligros:

(1) EI orgullo de la justicia propia y del esfuerzo perso­nal.

(2) El temor de que uno sea demasiado débil para superar los obstáculos; vencer las dificultades; obtener la victoria.

III. La regeneración es ¡un acto divino! que imparte al creyente una vida nueva y una mas elevada unión con Jesucristo.

1. EI N. T. describe la regeneraci6n de las siguientes cinco maneras:

(1) Es un nacimiento, Juan 3:7, 8; I Juan 5:1.

(2) Es una limpieza, Tito 3:5.

(3) Es un avivamiento, Romanos 12:2; Efesios 4:23; Co­losenses 3: 10.

(4) Es una creaci6n, 2 Corintios 5:17; Gálatas 6:15; Efe­sios 2:10; 4:24.

(5) Es una resurrección, Romanos 6:4, 5; Efesios',2:4-6; Colosenses 3: 1.

2. La regeneración es una característica única en la "reli­gión" cristiana. En las religiones paganas 1a incapacidad  de cambio de la naturaleza y el carácter del feligrés es universalmente reconocida. Aunque estas prescriben por.

 

 


caída del hombre y regenerarla inculcando en ella la vida de

Dios ---la naturaleza divina.

­4. Puede profesar esto porque el fundador del cristianis­mo

es Jesucristo, Dios el Hijo, una Persona viviente, divina y

que vive para salvar hasta lo sumo.


5. Tomemos el ejemplo de Nicodemo en Juan 3 como un ejemplo ideal para comprender tres aspectos relacionados con la necesidad imperiosa del hombre de la regeneración:

(1) A pesar de su posición, Nicodemo tenía una sed espi­ritual tremenda.

(2) Tenía una falta tremenda de profundidad de convic­ciones--el era un "maestro",

(3) Tenía un toque de complacencia consigo mismo, pero Jesucristo le respondió, véase Juan 3:5-7,

(4) Jesucristo le señalo la necesidad mas profunda y uni­versal de todos los hombres y mujeres: un cambia com­pleto y radical de toda la naturaleza del ser humano--­¡nacer de nuevo!

6. El ser humano solo puede producir resultados humanos:  "...lo que es nacido de la came, carne es ... ", Solo el Espíritu Santo puede producir resultados espirituales " ... lo que es nacido del Espíritu, espíritu es ... " De ahí la necesidad de la regeneración .

. IV. Existen tres hechos significativos en relación con la vida natural que se aplica a la vida espiritual y son:

1.  Concepcion---viene repentinamente.

2.  Nacimiento---aparece misteriosamente.

3. Crecimiento--se desarrolla progresivamente. V. Asuntos acerca del nuevo nacimiento:

1. La intervención divina. El Espíritu Santo es la Persona (persona que obra o puede obrar) especialmente en la regeneración que actúa en la persona para producir un cambio, Juan 3:6; Tito 3:5.

2. La preparación humana. Hablando en el sentido estric­to de la palabra, el hombre no puede cooperar en el acto de la regeneración, porque es un acto soberano de Dios, pero el ser humano tiene parte en la preparación propia para el nuevo nacimiento:

(1) Arrepentimiento, Hechos 3:19. (2) Fe, Juan 5:24.

(3) Confesión, Mateo 10:32,

3. Estos efectos se pueden agrupar bajo tres encabeza­mientos:

(1) Relativos a posición (adopción) Cuando uno ha reci­bido el cambio conocido como la "regeneración", se con­vierte en "hijo de Dios", recibe la adopción. Romanos 8:23. Es una palabra que indica posición.

A El tiempo en que la adopción se efectúo fue en la eternidad pasada, Efesios 1:4, 5.

B. Es un hecho del presente, experimentalmente se efee­túa en el momento de aceptar a Jesucristo como Salvador, Juan 1:12; 1 Juan 3:1-3.

C. Es un tema aún futuro, la plena manifestación de la adopción será en la resurrección de los redimidos, 1 Co-

  rintios 15:51-53.                           ~

D. Las bendiciones de la adopción:

 (A) Somos hechos objetos del amor de Dios, Juan 17:23

(B) Gozamos del nombre de Ill. f~lia de Dios, Efesios 3:14,15.

(C) Recibimos lo corrección paternal, Heb. 12:5~11.

(D) Todos tenemos una herencia incorruptible, Roma­nos 8:17.

E. Algunas evidencias de la adopción:

(A) Somos guiados por el Espíritu Santo, Rom. 8:14. (B) Tenemos confianza en Dios, Isaías 26:4.

(C) Tenemos acceso a Dios Si mismo, Efesios 3:12.

. (D) Somos obedientes, 1 Juan 5:1-3.

(2) Espirituales (unión con Dios) En virtud de su verda­dera naturaleza, la regeneración implica una unión espi­ritual con Jesucristo por medio del Espíritu Santo. Esta unión resulta en un "nuevo tipo" de vida y en un "cambio gradual" y "progresivo" de carácter. Por ejemplo:

A.   Novedad de vida, Romanos 6:4.

B.    Un nuevo Corazon, Lucas 8:15.

C.   Un nuevo espiritu, 2 Corintios 4:16.

D.   Un nuevo hombre, Efesios 4:24.

E.    Participante de la naturaleza de villa, 2 Pedro 1:4.

(3) Prácticos. La persona nacida de Dios demostrara una vida justa en lo siguiente manera:

A.   Desprecio u odio al pecado, 1 Juan 3:9.

B.    Por sus obras justas, 1 Juan 2:29.

C.   Por el Armor fraternal, 1 Juan 4:7,

D.  Por su vida de victoria sabre el mundo, 1 Juan 5:4. (Fin de estos estudios)

Una Descripción De Los Dones, V

IV. El don de los evangelistas. Esta palabra viene del griego EUANGELISTES que significa: "uno que pro­clama las buenas noticias". El EU "bueno", y el AN­GEION, mensajero (ángel).

Existe un elemento de gozo al traer estas "buenas nue­vas", como se puede ver en 1 Reyes 1:42 y el contexto.

Jesucristo aplico a Si mismo aquel titulo en Lucas 4:18, una profecía de Isaías 61:1,2.

En un sentido, todos cristianos debn ser un evangelista, puesto que tiene el mandato del Señor de llevar las Bue­nas Nuevas a los perdidos en todas partes del mundo.

El evangelista hoy día es el "rnisionero".

Pablo era un "evangelista", véase Romanos 1:1; 1 Co­rintios 15:1.

V. El don de ser "pastor". Lo primero que hay que seña­lar es que Dios se identifica a Si rnismo como "pastor", y a Su pueblo como "rebaño", Salmo 23: 1.

En la venida de Jesucristo Él viene para consolar y apacentar a Su rebaño y cuidar de las recién paridas, Isai­as 40:1,11.


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El "pastor" en la parábola de Lucas 15:3-7 es un tipo de Dios mismo, y es la única referencia de Dios como "Pas- tor" en el N.T.

Jesucristo toma la atención como el "Pastor" en el N.T., el "buen pastor" que pone Su vida por Sus ovejas, Juan

10:1-21.                                                      .

Él tenia compasión de las multitudes porque eran como "ovejas" que no tenían pastor, Mateo 9:36.

Él conoce Sus ovejas, las cuida, las llama por nombre y nadie puede arrebatarlas de Su mano, Juan 10:27-30.

Cuando Él venga a juzgar a las naciones, separará las unas de las otras como el pastor separa sus ovejas de los cabritos, Mateo 25:31,32.

Sin embargo, el Señor quiso constituir en las asambleas apóstoles, profetas. evangelistas, y pastores, Efesios 4:11. Claro que el titulo de "pastor, anciano, obispo" se aplica a los lideres de las asambleas, véase 1 Pedro 5:2, 3.

EI pastor, o pastores, son los supervisores de las asam­bleas con un deber escrito en Hebreos 13:7, 17.

Un día el pastor, anciano, obispo tiene que dar cuenta de su vida al Príncipe de los pastores, 1 Pedro 5:4.

El N.T. no da lugar a otros títulos o posiciones jerárquicas superiores en las asambleas que la del pastor (POIMEN), obispo (EPISCOPOS) o anciano (PRESBU­TEROS). Nada es dicho de "cardenales", "sacerdotes", ni "papas" y el uso de tal palabra esta prohibido, Mateo 23:9.

Pablo estableció asambleas poniéndoles pastores (plu­ral) para guiarlas, no sacerdotes, Hechos 14:23.

La labor del sacerdocio es ahora la obra de cada creyente, 1 Pedro 2:9, porque Jesucristo, nuestro Sumo Sacerdote, nos ha abierto entrada al Lugar Santísimo, Hebreos 9: 11,12, 24-28, con Su propia sangre, y no hay mas necesidad de intermediarios, 1 Timoteo 2:5.

El puesto de pastor, anciano, obispo es un don del Espiritau Santo, y como los otros dones, es el Espíritu Santo quien los otorga. Por lo tanto, Pablo exhorta a conside­rar, a los que anhelan tal oficio, que verifiquen si llenan los requisitos dados en 1 Timoteo 3:1-7.

Pablo claramente estableció que el fue llamado al mi­nisterio por la voluntad de Dios, no por su propia volun­tad o la de ninguna otra persona, 1 Corintios 1: 1; Gálatas 1: 1.

Muchos exegetas consideran que el don de "pastor" y de "maestro" en Efesios 4:11 es uno (véase 1 Timoteo 3:2) pero vamos a considerarlos por separados.  (continuará)

 

Las Creencias de los B.N.C. Acerca de los Demonios (Tornado de la Biblia de Estudio, Ryrie)

INTRO: Hay un solo Satanás, el diablo, pero mu­chos demonios, espíritus inmundos. Hay dos clases, los que

están libres, Mateo 10:1, y los que son aprisionados en el abismo, 2 Pedro 2:4; Judas 6 (quizás por su participación en el pecado descrito en Génesis 6: 1-4)

     La palabra "demonio" es del griego "daimonion" que viene del francés "demon" y el latino "daemon", las cua­les quieren decir: "un espíritu malo".

1 Sus orígenes.

1. Fueron creados buenos por Jesucristo, Colosenses 1:16, 17. Son mensajeros caídos, Mateo 25:41. Su líder es Satanás (adversario), Job 1:6 y el se llama "el príncipe de los demonios", Marcos 3:22.

2. Parece que todos los demonios eran mensajeros bue­nos, pero bajo de la dirección de Satanás perdieron su posición exaltada con Dios, véase Isaías 14:12-15. .-

3. Los demonios, como Satanás, no tienen cuerpos; son espíritus y pueden ocupar seres humanos y animales.

II. Sus characteristics.

1.Son seres espirituales, Mateo 17: 18; Marcos 9:25.

2. Tienen intelecto.

 

 

(1) Conocieron a Jesucristo, Marcos 1 :24. (2) Conocieron su destino, Mateo 8:29.

(3) Conocieron el plan de salvación, Santiago 2:19. (4) Tienen doctrina desarrollada, 1 Timoteo 4:1.

3. Son espíritus inmundos y su conducta siempre es mala, 1 Timoteo 4:1, 2,3.

III. Sus actividades:

1. En general:

(1) Tratan de frustrar el plan de Dios, Daniel 10:10-14 (Los demonios son enviados de Satanás para obrar por el sistema mundial); Apocalipsis 16:13-16.

(2) Hacen la voluntad de su líder, Satanás Efe. 6:11, 12. (3) A veces Dios usa los demonios para llevar a cabo Sus planes, 1 Samuel 16:14; 2 Corintios 12:7.

2. En particular::

(1) Pueden causar enfermedades, Mateo 9:33; Lucas 13:11, 16.

(2) Pueden habitar en los seres humanos, Mateo 4:24. (3) Pueden habitar en animales, Marcos 5:11-13.

(4) Se oponen al crecimiento espiritual del creyente, Efe­sios 6:12.

(5) Propagan doctrina falsa, 1 Timoteo 4:1.

IV. Los demonios pueden tomar posesión de los seres humanos. Es decir, que uno o mas pueden residir en la persona, tomando el control de su mente y de su cuerpo. 1. La posesión por un demonio tiene que ser distinguida de la influencia. Ningún creyente puede ser poseído por un demonio ya que el Espíritu Santo ocupa su cuerpo, pero cualquier creyente puede ser influido por las activi­dades de los demonios.

2. Efectos de la posesión por uno o mas demonios

(1) A veces hay enfermedades físicas o mentales, Mateo 9:32,33. Nótese bien que no toda enfermedad es de los demonios, Hechos 5:16 " ... enfermos y atormentados de espíritus inmundos ... ".

(2) A veces una enfermedad mental se debe a posesión por ellos, Mateo 17:14-18, pero no siempre, véase Daniel 4:28-32 donde Dios trajo una enfermedad sobre aquel rey.

3. Grado de posesión por los demonios:

(1) Personas: Solamente los incrédulos.

(2) La más fuerte posesión es cuando el mensaje de sal­vaci6n esta siendo predicado.

V. El destino de los demonios:

1. Temporal:

(1) Unos serán lanzados al abismo (quizás un lugar mas abajo del Seol-Hades)', Lucas 8:30, 31; véase Apo. 9:11.

(2) Algunos de los encarcelados serán sueltos durante el tiempo de la Gran Tribulación, Apo. 9:1-11; 16:13, 14.

2. Permanente:

(1) Eventualmente todos los mensajeros caídos (demo­nios) serán lanzados, con su líder Satanás, en el lago de fuego, Mateo 25:41. (Estos estudios continuaran)

 

Acerca Del Divorcio

(Tornado de la Bib1ia de Estudio por John McArthur)

INTRO: Una vista breve sobre el sujeto.

1. Deuteronomio 24:1-4. Este pasaje no manda, tolera ni sugiere el divorcio. Más bien reconozco que el divorcio ocurre y da permiso solamente con restricciones.

2. Mateo 5:31. Los rabíes han tomado libertad con lo que dice Deuteronomio 24:1-4. Por eso ellos han con­cuido erróneamente que el hombre puede divorciarse de su esposa por cualquier razón si Ie diera a ella un "certifi­cado". Pero Moisés proveyó aquel "certificado" para proteger a la mujer, no para justificar el divorcio bajo todas las circunstancias.

3. Mateo 5:32. " ... excepto inmoralidad sexual... ", véase Mateo 19:9. Este término cubre todas las clases de peca­do sexual. En 5:32 Jesucristo incluyo una "cláusula de excepción" que permitía a la persona inocente, en tales casos de divorcio, casarse por segunda vez sin incurrir en aquel estigma.

4. Lucas 16:18. Esto aplica en caso de que el divorcio no tuviera razón legitima (inmoralidad sexual). En Mateo, el texto hace claro que Jesucristo permitió el divorcio en el caso donde uno de los dos esposos era culpable de adulterio. 0 sea, el acto de adulterio termina el contra­to del matrimonio. Pablo trato esto en 1 Cor. 7:10-17. 5. Todo depende si hubo adulterio. Si no hubo, ni el marido ni la esposa tiene derecho a casarse la segunda vez.

6. El adulterio siempre es pecado. El divorcio siempre es pecado, pero Dios perdona toda. clase de pecado. La persona que ha caída en este pecado debe confesarlo, primero a Dios, luego abiertamente ante de la asamblea, Debe ser perdonado por la asamblea y aceptado en comunión plena. (Fin)

 

Viviendo La Vida Nueva, I LECTURA: Colosenses 3:1-25 TEXTO: Colosenses 3:1-4.

INTRO: Una bendición gloriosa queda a todos los que han recibido a Jesucristo como Señor y Salvador de su vida. Junto con un cambio de disposición y manera de vivir, el creyente recibe una vida nueva de arriba por el nuevo nacimiento y pasa de la muerte a la vida.

Esta vida nueva da mucho poder, pero hay dos cosas que estorban a la vida nueva: (1) Ignorancia de su natura­leza caída, y (2) ya que la vida nueva no es visible ni puede ser tocada, muchos nuevos creyentes estan llenos de dudas.

Véase 1 Pedro 2:2. Estudiando las Escrituras uno pue­de encontrar todo 10 que se necesita para crecer fuerte en la vida cristiana.     .

Para crecer hay que saber al menos cuatro cosas:

(1) Que usted ha nacido de nuevo.

(2) Que usted es débil todavía en la fe.

(3) Que usted no debe continuar débil, tiene que crecer. (4) Que la única manera de crecer en la fe es por un estu­dio profundo de 1as Escrituras.

I. Ponga la Palabra de Dios en su corazón.

1. Hay que memorizar no menos de tres textos del AT.:

Deuteronomio 11:18; Ezequie13:1O; Salmo 119:11.

2. Hay que tomar "la leche espiritual", (l Pedro 2:2) si va a crecer. Tenemos que recibir las Escrituras y guardar­las en nuestros corazones, Deuteronomio 30:14; Salmo 1:1,2; Isaías 51:7; Juan 8:31, 32.

3. La Palabra de Dios tiene que poseer y llenar su corazón. ¿Qué quiere decir esto? Los judíos tenían un

"tabernáculoo" que consistía de varias partes. Podemos usar esto para explicar la vida cristiana:

(1) El coraz6n es el "templo", la "morada" de Dios en cada creyente.

(2) La puerta del patio es el entendimiento. Lo que no se entiende, no entra en el coraz6n.

(3) La Palabra entra el patio (su corazón) por la puerta del entendimiento, Sal. 119:34; Mat. 13:19; Hechos 8:30, 31.

(4) Una vez que la Palabra entra el patio se queda allá para memorizar y meditar, Salmo 119:15, 16, pero todavía no ha llegado al corazón. Desde el atrio hay una en­trada adentro hacia el santuario (el corazón) y la entrada se llama FE. Lo que uno cree es recibido en el corazón, Hechos 8:37; Romanos 10:10, 17.

(5) Una vez que la Palabra esta en el corazón el creyente esta preparado para estar en sumisión a la voluntad de Dios, Sal1110 37:31; 40:8; Colosenses 3:16.

(6) Una vez que la Palabra esta en su corazón el Espíritu Santo puede hacer Su obra, Josue 23:14.

(7) Es el plan de Dios que cada creyente reciba y guarde Su Palabra en el corazón porque esto produce bendicio­nes, Deuteronomio 11:10-15; 28:1, 2; Salmo 119:14,45, 98,165; Juan 17:6-8, 17.

II. El poder de fe.

1. Hay que estudiar bien estos tres versículos: Lucas 1:45; Hechos 27:25; Romanos 4:20, 21. Estos tres textos nos ayudan a ver que la fe siempre esta unida a lo que Dios ha dicho o prometido, véase Números 14:17, 18,20; Josue 21:45; 23:14; 2 Samuel 7:25, 29; Salmo 119:49.

2. Cuando yo tengo la Palabra de Dios en la cual El me ha prometido algo, yo estoy segura que El lo hará, Lucas 1 :38; 45; Juan 3:33; 4:50; 11 :40; 20:29.

3. ¿Que es la fe? La certidumbre de que lo que Dios dice es verdad, Rom. 1:17; 4:5; 5:1; Gal. 3:26; Efesios 3:17.

4. Cuando Dios dice que El me ha dado algo, yo se por fe que aquel "algo" es mío, 1 Juan 5:12, 13.

5. Con fe yo puedo creer 10 que Dios ha dicho, Romanos 8:38,39; Filipenses 3:21; 1 Tes. 5:24, 1 Pedro 1:3-5.

III. El poder de la Pa1abra de Dios. Cada día el creyente tiene que confiar en Jesucristo y en 1a vida nueva ya reci­bida, pero ¡ten cuidado! Muchos piensan que tal fe tiene que ser muy grande, que ello tiene que sentirse muy fuer­te para ejercer 1a fe, Lucas 17:5, 6. Ya que muchos cre­yentes no sienten tal "potencia", no creen. ¡Esto es una equivocación!

1. Porque nuestro corazón es el templo (habitación) de Dios y tiene dos divisiones: el atrio, con e1 entendimiento como puerta; y el santuario, con la fe de corazón como su entrada. Hay una fe "natural", la cual todo el mundo tiene y con esta fe yo tengo que recibir la Palabra de Dios y decir: "Las Escrituras son veraces, y yo puedo depender en ella ciento por ciento". De esta forma, usted traerá la Palabra de Dios hasta dentro del atrio, y desde dentro de su corazón el deseo alcanza hacia la Palabra buscando recibirla, 1 Tes. 2:13; Santiago 1:21; 1 Pedro 1:23.

2. Nunca diga: "No puedo creer" porque en Jesucristo usted puede, Deuteronomio 32:44-47; Josue 1:7-9.

3, La Palabra, como el mandamiento de Dios, es una fuer­za, mi potencia, 1 Tes. 1:3.

IV. Aquí tratamos con nuestra rendición ante Jesucristo, 2 Corintios 8:5. Cada día el creyente debe decir: "Yo me he dado a mí mismo a Jesucristo .... Le seguiré y Le serviré. Dios me ha tornado a mí como Su hijo y yo soy Suyo enteramente para servirle", véase Mateo 4:22; 10:37,38;

      Lucas 18:22; Juan 12:25, 26.                                .

1. El rendimiento no nos hace "perfectos" porque todavía podemos pecar. Si usted ha caído en uno o mas pecados, después de ser salvo, hay que confesarlos, 1 Juan 1:9. Véase el deber de la asamblea hacia un hermano que ha caído en pecado, Gálatas 6: I.

2. Entre más tiempo viva la vida cristiana el creyente, mas profunda será su interés en las Escrituras y en rendir su vida al Señor. El creyente debe decir, como Acab, en 1 Reyes 20:4.

3. Pero, recuerde que solamente un nacido de nuevo pue­de rendir su vida a Dios, Mateo 7:21; Juan 3:20, 21; 2 Tirnoteo 2:19, 20.

4. El creyente tiene que entregar al Señor todos sus malos pensamientos, su mala forma de hablar, sus sentimientos feos, su labor, su tiempo, su influencia y sus bienes,_Ro­manos 6:12, 13; 12:1.

V. ¿Qué debe hacer el creyente con los pecados cometi­dos en su vida? Tome tiempo para estudiar bien Mateo 1:21.

1. E1 pecado es la causa de la miseria en 1a raza humana. Dios, el Creador, es tres veces Santo y odia cualquier pecado, porque, después de todo, todo pecado esta contra El. Véase Deut. 27:26; Isa. 59:1,2; Jere. 44:4; Rom. 1:18. 2. Nuestro pecado causó que Jesucristo, Dios el Hijo a morir, 1 Pedro 2:24; 1 Juan 3:8.

3. El nuevo creyente tiene que aprender dos cosas:

(1) Inmediatamente, después de pecar, confiésalo, Salmo 32:5.

(2) Hay que entender que el Señor puede damos victoria sobre nuestros pecados, 1 Juan 4:4.

4. Nunca trate de esconder sus pecados, Números 32:23. (1) Aprenda a confesar sus pecados con precisión, Nume­ros 21:5-7; 2 Samue1 24:l0, 17; Isaías 59:12,13.

(2) Sea honesto en su confesión, Proverbios 28:13.

(3) Confiese sus pecados con confianza, 2 Samuel 12:13; Isaías 55:7.

5. Entienda que en e1 momento de 1a confesi6n hay per­don, Salmo 103:12; Isaías 38:17; Miqueas7:18, 19. Véase 1a ilustración de Lucas 15:22. (sigue)

 

Viviendo La Vida Nueva, II

 Intro:  Hemos estudiado que el creyente debe memorizar algunos textos para ayudarle en su "vida nueva".  Luego tomamos tiempo para estudiar algo de la "fe", y el poder de la Palabra de Dios y la necesidad de rendirse tu vida a Él.

              En esta lección continuaremos con:

I. Santificación, véase 1 Pedro 1:15, 16.  (Separación, poner aparte).  Separación del mundo y consagración a

Dios. Santificar cualquiera cosa es declarar que pertenece a Dios.  Puede referirse a personas, lugares, días y estaciones, y objetos utilizados para el culto.  En un sentido ético, significa la conformación progresiva del creyente a la imagen de Jesucristo, o el proceso mediante el cual la vida se hace moralmente santa.  La santificación se obtiene por la obra redentora de Jesucristo, y la obra del Espíritu Santo que mora en nosotros.  Comienza con la regeneración y se completa cuando vemos a Jesús.

1. Dios escogió a los elegidos, no sola para salvar sus almas del infierno, sino para vivir una vida separada, 1 Juan 2:15-17.

2. Muchos dicen: ¿Por qué debo vivir un vida santa, separada del mundo?  La respuesta es:  Porque Jesús le salvó y Él es Santo y Él le llama a estar en conformidad con Él mismo, Hebreos 12:14, un texto con gran importancia, véase Lucas 1:74, 75; 2 Corintios 7:1; 1 Pedro 3:11.

3. La santificación es vivir la vida de Jesús, 1 Corintios 3:16, 17; 6:19, 20.

4. La santificación es más que la pureza, 2 Timoteo 2:19-22.

5. ¿Cómo es posible llegar a ser "santo", separado del mundo?  Esta es una obra del Espíritu Santo, Romanos 1:4, "...según el Espíritu Santo de santidad..."; Romanos 8:2, 13; 1 Pedro 1:2.

6. ¿Qué debo hacer para estar separado del mundo?  2 Corintios 7:1.  El creyente debe tener el deseo de ser separado.  Debe examinarse a sí mismo, confesando, y dejando los pecados en la vida.

II. Viviendo la vida de justicia o rectitud.

1. La justicia: Mediante el acto de la justificación, el pecado se declaro "justo, correcto, derecho" con Dios por la fe, por medio de la justicia imputada a Jesucristo, 2 Corintios 5:21.  En la santificación (poner aparte) el pecador adquiere este atributo de ser "justo" en su carácter y en su conducta, Romanos 5:1.

2. Rectitud: Calidad de recto o justo.  Este es el conocimiento de lo que debemos hacer o decir en la vida cristiana.  La rectitud es una imparcialidad, integridad, probidad.  En Miqueas 6:8 vemos que el fruto de la salvación se ve en tres cosas:

(1) La vida nueva debe manifestarse por vivir una vida de justicia y rectitud.

(2) La vida nueva debe manifestarse en la relación con su prójimo, mostrando amor y bondad.

(3) La vida nueva debe manifestarse por la humildad.

3. Las Escrituras dicen que nadie, en su condición pecaminosa, es "justo" o "recto" con Dios, Salmo 14:2; 143;2.

4. Dicen que el pecador, por el arrepentimiento de sus pecados y en la fe en la obra final de Jesucristo en la cruz recibe la justicia como un regalo, Romanos 3:21-24; 10:1-4; 1 Corintios 1:30; Gálatas 2:16.

5. La justicia que Dios da al pecador arrepentido es algo permanente por lo cual la vida de rectitud es implanta en el hombre y él aprende como vivir la vida justa, Romanos 5:17, 28; 6:13; 6:17-19; Tito 2:11-14; 1 Juan 2:29; 3_9, 10.

6. Hay que notar que los creyentes son conocidos como "justos", como personas con las bendiciones de Dios en sus vidas, Génesis 6:9; 7:1; Mateo 1:19; Lucas 1:5, 6; 2:25; 2 Pedro 2:7, 8, etc.

7. En Proverbios uno puede ver las cantidades de bendiciones que da a los "justos", los redimidos, 10:3, 6, 7, 11, 16, 20, 21, 24, 28, 30, 31, 32.

8. Uno debe notar la división entre los "justos" y los "injustos", Isa. 3:10, 11; Eze. 3:18-21; 33:12; Malaquías 3:18; Mateo 5:45; 25:46.

9. Uno debe observar lo que Dios demanda de una vida justa, recta; Deut. 16:20; Sal. 82:3; Pro. 21:3:18; Isaías 56:1; Romanos 13:7; Col. 4:1.

10. Nótese lo que Pablo escribió acerca de la vida justa, Rom. 6:12:14; 7:4-6; 8:3, 4; 2 Corintios 9:6-10; Fil. 1:9-11; 1 Tim. 6:11.

11. En 1 Juan encontramos las características de la persona salva, justa, recta, 2:4, 11, 29; 3:10; 5:2.

12.  La persona recta va a hacer lo que es correcto ante los ojos de Dios, Salmo 119:166-168; Lucas 1:5, 6; 1 Tes. 2:10.

III. La nueva vida debe ser de amor, Juan 13:34, 35; Rom. 13:10; 1 Juan 4:11, 12.

1. En Miqueas 6:8 leemos cosa que Dios requiere en la vida cristiana es "hacer justicia", "amar misericordia", y "humillarte ante Dios".

2. In el A. T. la vida "recta" era la cosa más importante en las vidas del pueblo de Dios, pero en el N. T. vemos que la cosa más importante es el AMOR, pero a la vez Jesús demanda una vida de justicia, Mateo 5:6, 20.

3. A los creyentes bajo el "nuevo pacto" les ha sido dado el poder para "amar" y tal poder no fue dado al pueblo de Dios antes de la cruz.  Es por la obra del Espíritu Santo que el creyente en Jesús se puede amar, Juan 13:34; Rom. 5:5; Gál. 5:22; 1 Tes. 4:9; 1 Juan 4:11.

4. Cada creyente debe entender que el "mandamiento nuevo" es dado para que el discípulo muestre el carácter, lo más importante en su vida cristiana.

5. Nuestro amor a Dios viene de la fuente de amor que Dios nos ha dado, 1 Juan 4:19.

6. Ya que amamos a Dios, por supuesto debemos amar a los demás hermanos, Efe. 4:1, 2; 5:1, 2; 1 Juan 4:7, 20; 5:1.

7. Uno tiene que confiar en el poder del Espíritu Santo para mostrar amor a los demás.  Nos es dada la fuerza para amar por la gracia de Dios, Mateo 5:44; 45; Gál. 2:20; 1 Tes. 3:12, 13; Fil. 4:13; 1 Pedro 1:22.

8. El amor a los otros creyentes se base en amor de Jesucristo, Juan 13: 13-15, 34.

9. El amor fraternal tiene que ser en hecho y en verdad, Mateo 12:50; Rom. 13:10; 1 Cor. 7:19; Gál. 5:6; Sant. 2:15, 16;1 Juan 3:16-18;  También hay que estudiar: Gál. 5:22; Efe. 4:1,2, 32; Fil. 2:1-4; Col. 3:12-14; 1 Tes. 1:3.

 

Viviendo La Vida Nueva, final

Tema: Humildad

Textos: Miqueas 6:8; Mateo 11:29

Intro: Uno de los enemigos más peligrosos del creyente es el orgullo o el amor propio.  No hay un pecado que obra más astutamente en la vida del creyente.  Aquel pecado sabe como penetrar adentro de todo, en nuestro servicio a Dios, en nuestras oraciones y hasta en nuestra humildad.

  El amor propio puede extraer los nutrientes de una cosas pequeñísima en la vida carnal y de las cosas más sagradas en la vida espiritual, Sal. 10:2; 73:6; Pro. 11:2; 16:19; 21:4; 28:25; 1 Juan 2:16.

I. Ejemplos de orgullo:

1. Faraón, Éx. 5:2.

2. Naamán, 2 Rey. 5:11.

3. Uzias, 2 Cron. 26:1, 16.

4. Ezequías, 2 Cron. 32:24, 25.

5. Amán, Ester 3:5.

6. Nabucodonosor, Dan. 4:29, 30.

7. Belssar, Dan. 5:23.

II. Cada creyente tiene que estar alerta contra el pecado del orgullo.  Hay que estudiar bien las Escrituras para ver que dicen contra tal pecado.

1. El hombre fue creado para tener parte en la gloria de Dios y él busca la gloria en su propia vida, lo mejor será, Isa. 43:7, 21; 1 Cor. 10:31; 2 Tes. 1:11, 12.

2. Pero, una vez que el pecado entró en la raza humana, el hombre comenzó a buscar su propia gloria y su propia voluntad, Rom. 1:21.

3. Pero, por Su misericordia, Dios envió Su gracia para restaurar lo que el pecado ha arruinado.  Aquello gracia traerá el hombre a la gloria de Dios si tal persona tiene la voluntad de negarse a sí mismo y vivir una vida consagrada y separad del sistema del mundo.

4. Jesucristo es nuestro Gran Ejemplo de humildad, ya que Él se dio a Sí mismo completamente para glorificar a Su Padre Celestial, Juan 8:50; 13:5; Fil. 2:8.

5. Para estar libre del amor propio, uno tiene que quitar el orgullo en su vida para permitir que entre la humildad.  Esta es una obra del Espíritu Santo, Roma. 8:2.

6. El Espíritu Santo usa las Escrituras para traer la humildad, Pro. 16:5; Mateo 23:12, Sant. 4:6; 1 Ped. 5:5.

7. Un espíritu de humildad da promesas gloriosas a los débiles, Sal. 34:18; Pro. 11:2; Isa. 57:15; Lucas 9:48; 14:11; 18:14.

8. En casi todas las Epístolas, se recomiende la humildad, Rom. 12:3, 16; 1 Cor. 13:4; Gál. 5:22, 23, 26; Efe. 4:2; Fil. 2:3.

9. El carácter más importante en la vida cristiana es la humildad, véase la vida de Jesús: Mat. 20:26-28; Luc. 22:27; Juan 13:14, 15.

10. La humildad siempre agrada a Dios:

(1) Es muy útil para el hombre quien fue creado para la gloria de Dios, Gén. 1:27; 1 Cor. 11:7.

(2) Como pecador, uno debe practicar la humildad, Isa. 6:5; Lucas 5:8.

(3) La humildad es esencial para los redimidos, Rom. 7:18; 1 Cor. 15:9, 10; Gál. 2:20.

(4) Como hijo de Dios, el creyene tiene que considerar la humildad sobre todas las cosas, 1 Ped. 5:6-10.  (fin de estas lecciones)

 

Errores de los Adventistas del Séptimo Día.

Intro:  Muchos de los A.S.D. tratan de ganar aceptación en la comunidad cristiana, pero un examen de sus doctrinas muestra que ellos no tienen la fe de Judas 3.

I. Están equivocados acerca del día sábado.  Dicen que el cristiano tiene que adorar a Dios en el sábado, pero:

1. En N.T. nunca manda al creyente a adorar o tener reuniones en el día sábado.  Al contrario; 1 Cor.16:1, 2; Hechos 20:7; Juan 20:19, 26; Rom. 14:5, 6; Col. 2:16, 17.

2. Dicen que la "iglesia romana", en el año 320, cambió el día de adoración del sábado al domingo.  Pero esto es falso según los historiadores.  No hay ninguna evidencia en la historia pasada de que los cristianos tuvieron sus reuniones el día sábado.

II.  Están equivocados en su doctrina de que el alma duerme en la tumba después de la muerte.  Niegan que el alma del creyente vaya al Tercer Cielo en el momento de morir el cuerpo.  Dicen que el ama sigue en la tumba hasta el día de "la resurrección general" (no hay tal cosa enseñada en las Escrituras), pero véase lo que dice Fil.1:23; 2 Cor. 5:8; Heb. 12:1; 1 Tes. 4:18; Apo. 6:9, 10; Isa. 14:9, 10; Eze. 32:21, 30, 31; Lucas 16:19-31.

III. Consideran que Elena White (1824 -1915) fue una profetisa de Dios, que ella recibió más de 2,000 mensajes directamente de Dios, que ella era una "maestra", véase 1 Tim. 2:12.

IV. Están equivocados en sus enseñanzas acerca de Jesucristo.  La Señor White escribió: "...Cristo tomó sobre Su naturaleza sin pecado nuestra naturaleza pecaminosa..."  ¡Falso! Jesús tomó nuestros pecados sobre Si mismo pero no nuestra naturaleza pecaminosa siendo que Él no puede pecar.

V. Están equivocados a decir que el creyente puede "perder " su salvación, que uno tiene que guardar la "ley" para ser preservado y a quebrantar la "ley" pierde la salvación.

VI. Están equivocados en su doctrina del "juicio investigador".  Dicen que Jesús no comenzó la fase de juicio sobre la humanidad hasta el día 22 de octure, 1944 cuando Él quitó los pecados.  Pero, ¿qué dicen las escrituras?:

(1) Hebreos 9:12, 25, 26.  Nuestros pecados son perdonados inmediatamente.

(2)  Ellos no tienen seguridad de salvación.  Pero nótese lo que dicen las Escrituras: 2 Tim. 2:19; Juan 10:14; 1 Juan 1:9; Heb. 1:3; Col. 1:21; 2:13.

(3) Siendo que Jesús es Dios, Él sabe todas las cosas y no tiene razón a "investigar" nada.

VI. Están equivocados diciendo que Satanás es el "chivo expiatorio" en Levitico 16:7, 10.  Usan el nombre propio Azazel por el diablo, pero AZAZEL en el hebreo no es un nombre.  Quiere decir: "el chivo que desaparese".

VII. Están equivocados en su doctrina "la marca de la bestia"....que la persona que no adore a Dios el día sábado lo tiene.  No hace caso a 2 Tim. 2:15.

VIII. Están equivocados acerca de la profecía.  Dicen que Dios ha terminado Su trato con Israel, que las profecías de Apocalipsis se cumplieron antes del año 500.  (fin)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

: